En primer lugar, la FIFA trata de aumentar la sensibilización en torno a las marcas oficiales que gozan de protección legal y a las restricciones a los vínculos comerciales con la Copa Mundial de la FIFA™. Para evitar el uso no autorizado de las marcas oficiales y de vínculos comerciales con el Mundial de forma involuntaria, la FIFA lanza campañas de sensibilización para que el gran público, el sector comercial, los titulares de entradas y otros interesados tengan acceso a la información que presenta la normativa vigente en estos casos.

Una vez se ha detectado una infracción, el equipo de protección de marcas de la FIFA determina cuál es la manera más eficaz y rápida de poner fin a esa situación sin tener que recurrir a medidas desproporcionadas.