Existen diversas herramientas en el trabajo de la protección de marcas de la FIFA para identificar contravenciones a los derechos de la FIFA. Por ejemplo, la FIFA trabaja con las autoridades aduaneras de todo el mundo con el fin de detectar envíos de productos falsificados y supervisa los registros de propiedad intelectual en todo el mundo con el fin de salvaguardar y preservar la exclusividad de sus marcas y activos mercadotécnicos.

Otra herramienta es la creación de Áreas de Restricción Comercial (CRA, por sus siglas en inglés) en los alrededores de los estadios del Mundial y en otros espacios oficiales.

Las CRA permiten identificar y gestionar fácil y eficientemente las actividades mercadotécnicas que giran en torno a la presencia de empresas sin vínculos de patrocinio en espacios del torneo como los estadios. Las CRA no están demarcadas por una frontera física, sino por una línea imaginaria que se dibuja en el mapa y que se incluye en las normas locales con el propósito de ofrecer una mayor protección legal frente a las actividades mercadotécnicas no autorizadas en las inmediaciones de los estadios, comerciantes no autorizados, artículos falsificados y revendedores de entradas. 

Las repercusiones en los negocios locales ubicados dentro de los límites de una CRA son pocas si se aplica el principio de “seguir trabajando como de costumbre”. En este sentido, cualquier actividad comercial que no se circunscriba específicamente al evento o a sus espectadores para obtener beneficios promocionales no deberá verse limitada por la implantación de estas zonas de restricción. De hecho, muchos negocios locales en los alrededores de los estadios y otros espacios oficiales, como bares, restaurantes y tiendas, se benefician de estas zonas delimitadas, ya que excluyen negocios foráneos e incluso oportunistas de otros países que buscan beneficiarse del repentino aumento de espectadores a costa de los negocios locales.

En contraprestación, la FIFA solicita a los negocios locales que se comprometan a jugar limpio con la FIFA y sus afiliados comerciales y desarrollen sus actividades para beneficiarse de un mayor número de visitantes pero absteniéndose de participar en actividades mercadotécnicas no autorizadas.