• Brasil busca su primer título desde 2009
  • Cuatro confederaciones representadas por primera vez en semifinales
  • Italia (2008) y Tahití (2015) aspiran a volver a la final
Las cuatro selecciones que continúan en liza en las Bahamas pueden enorgullecerse de sus historiales en la Copa Mundial de Beach Soccer de la FIFA, pero, con la excepción de Brasil, ninguna de ellas ha logrado alzar aún el trofeo.

Los brasileños fueron los grandes dominadores del torneo en sus inicios. La Canarinha se adjudicó las cuatro ediciones disputadas entre 2006 y 2009 de forma consecutiva, y aunque en las pruebas más recientes no respondiese a las expectativas, Bahamas 2017 presenta una diferencia notable: la ausencia de Rusia.

El combinado ruso se impuso a Brasil en la prórroga de los cuartos de final de 2015. En 2013, Brasil cayó ante España en semifinales, y Rusia se proclamaría campeona. Y, en 2011, los eslavos ganaron 12-8 al cuadro sudamericano en la final, en Italia. 

E Italia es precisamente el rival que espera ahora a Brasil en las Bahamas. Su selección está liderada por Gabriele Gori, que atraviesa un sensacional estado de forma (ha anotado 14 goles), y representa una amenaza considerable.

Irán y Tahití disputarán la primera semifinal del día. Los iraníes vencieron a Suiza en un vibrante duelo de cuartos, y volverán a apostar por su capitán, Mohammad Ahmadzadeh (su máximo artillero, con seis dianas) y el guardameta Peyman Hosseini en su intento de llegar más lejos. 

Su adversario es una experimentada Tahití, en la que los goles están muy repartidos. Los Tiki Toa alcanzaron la final de los dos últimos Mundiales de Beach Soccer. ¿Encadenarán un tercer choque por el título en las Bahamas?

Partidos del día
Sábado 6 de mayo

Tahití-Irán
Italia-Brasil

Cuatro cosas a saber
1 La racha de victorias de Brasil: La última derrota de Brasil en un partido de Beach Soccer de cualquier tipo se remonta a los cuartos de final de Portugal 2015. Desde entonces, los brasileños se mantienen invictos en todas las competiciones, y llegan a la contienda ante Italia del sábado avalados por una secuencia de 33 triunfos.

2 Gori ya ocupa un lugar en la historia: Gabriele Gori está siendo uno de los grandes protagonistas de Bahamas 2017. El atacante italiano ha exhibido su capacidad de ver puerta de distintas formas y contra cualquier oponente. Suma ya 14 tantos, con un promedio superior a la tripleta por encuentro. Si materializa al menos otros tres contra Brasil, igualaría el segundo mejor registro de una única edición [Nota del editor: el récord corresponde al portugués Madjer, autor de 21 en Río 2006]. “Ya sabemos que la selección brasileña es muy potente, pero la nuestra también. Si hacemos las cosas bien, tendremos opciones”, declaró tras la victoria por 5-1 de los suyos sobre Senegal en cuartos.

3 Irán quiere hacer historia para su región: Si Irán vence a Tahití en semifinales, se convertirá en la primera selección asiática de la historia que alcanza la final del Mundial de Beach Soccer. El mejor resultado del continente hasta la fecha es la cuarta posición que obtuvo Japón en 2005.

4 Una baja importante de Tahití: Los Tiki Toa no podrán contar en semifinales con Heimanu Taiarui, Balón de Oro adidas de Portugal 2015, sancionado por acumulación de amonestaciones. Pese a todo, el conjunto oceánico dispone de cuatro jugadores que han marcado un mínimo de tres goles en este torneo: Patrick Tepa (4), Heiarii Tavanae (4), Raimana Li Fung Kuee (3) y Naea Bennett (3).

Otras voces: