Fallece el técnico uruguayo Ernesto Luzardo

El entrenador uruguayo Ernesto Omar Luzardo, quien dirigió en una ocasión a la selección de Honduras y varios equipos del país centroamericano, murió el miércoles 16 de mayo en Tegucigalpa, informaron compañeros suyos del programa deportivo Los Intocables del Fútbol, del que formaba parte.

Luzardo, de 70 años, no resistió una intervención quirúrgica, de la que no se precisaron detalles, y sus restos serán incinerados en San Pedro Sula, norte de Honduras, donde residen familiares suyos, indicó Jimmy Arturo Rodríguez, uno de sus compañeros en el programa deportivo.

También conocido como "Lito", Luzardo dirigió a tres de los cuatro mejores equipos del fútbol hondureño, Olimpia, Motagua y Real España, además del Universidad y Palestino.

Con el Real España, de San Pedro Sula, la segunda ciudad más importante de Honduras, salió campeón en la temporada 1993-1994.  Además, Luzardo, quien llegó a Honduras en 1992, fue timonel de una selección de Honduras que ganó la copa Carlsberg, que en 2002 se disputó en Hong Kong.

En esa competición Honduras venció por 5-1 a Eslovenia y 1-0 a Hong Kong.

Luzardo también fue asistente del entrenador uruguayo Estanislao Malinowsky, quien fracasó en su intento de clasificar a Honduras a la Copa Mundial de la FIFA Estados Unidos de 1994.

Desde hace varios años se venía desempeñando como uno de los conductores de Los Intocables del Fútbol, que se transmite por el Canal 6 de la televisión local.

El técnico chileno Ernesto Matamala, quien lleva varios viviendo en Honduras, donde ha dirigido varios equipos, lamentó el deceso de Luzardo, de quien dijo que fue "el fútbol ha perdido a alguien que pudo darle más al fútbol de Honduras".

"Este es un día muy triste, no solo para los extranjeros como yo que vivimos en Honduras", expresó Matamala. Agregó que aunque no mantuvo una relación de amistad muy estrecha con Luzardo, siempre le tuvo una "admiración más grande" porque decidió quedarse a vivir en Honduras, un país "que no es una panacea".

"No es culpa nuestra haber abrazado esta patria, Luzardo fue un colaborador que siempre le gustó el fútbol de calidad y dejó huella", apostilló Matamala.

El Club Deportivo Motagua, de Tegucigalpa, al que Luzardo dirigió en la temporada 1996-1997, emitió un acuerdo de duelo por el fallecimiento de su exentrenador, quien siempre agradecía la atención y afecto que le dispensaban los hondureños.