Festival de campeones... y pronósticos
© AFP

Tras el saque inicial rumbo a la Copa FIFA Confederaciones -el sorteo oficial realizado este sábado en São Paulo-, los seleccionadores de los siete equipos ya clasificados para el torneo respondieron a las preguntas de la prensa internacional acerca de los adversarios que les esperan en el Festival de los Campeones de junio de 2013.

Los técnicos de Brasil, Japón, México e Italia, selecciones que figuran en el Grupo A, y los de España, Uruguay y Tahití, englobadas en el Grupo B junto al campeón africano (que conoceremos en febrero de 2013) analizaron lo que puede deparar el certamen que se celebrará dentro de menos de 200 días. Estas son sus declaraciones:

Grupo A

Luiz Felipe Scolari (Brasil):
“Las expectativas que tenemos los brasileños consisten en presentar un equipo competitivo, de calidad, para que el torneo sea no solo un ensayo, sino la ocasión de hacernos una idea clara de a quién pretendemos llevar al Mundial. Es importante que estemos en un grupo con Italia, Japón y México, porque son partidos que nos darán más posibilidades de observación que si no tuviésemos delante a grandes rivales. Los jugadores brasileños se concentran más ante las dificultades. Ha sido excelente. Es un grupo muy fuerte, y eso es lo que queremos”.

“En mi opinión, no hay ningún favorito al título, ni Brasil, ni España ni nadie. En nuestro grupo, los dos equipos que se queden fuera tienen tanta calidad como los que obtengan la clasificación, y en el Grupo B hay al menos dos selecciones que se igualan. Una derrota en la Copa Confederaciones no hará que quedemos abatidos si jugamos bien, tenemos calidad y, por algún motivo, no ganamos el título”.

Alberto Zaccheroni (Japón):
“Será la primera vez que juegue contra la selección italiana. No puedo imaginar todavía cómo será, pero puedo pensar que no será un partido como cualquier otro. Pero lo importante es buscar el resultado, algo que tendremos como primer objetivo. Son tres equipos que están por encima de nosotros en la clasificación, aunque en los últimos tiempos nuestro equipo ha mejorado, nuestros jugadores han adquirido más experiencia fuera y, por mi parte, hay mucha curiosidad por ver cómo saldremos en esta liguilla”.

José Manuel de la Torre (México):
“Es una satisfacción estar en este torneo. Nuestro grupo reúne nueve títulos mundiales, lo que nos proporciona una enorme oportunidad para seguir creciendo. Y no con el objetivo de participar simplemente, sino de pasar a la segunda fase y buscar el título, como ya hicimos en México en 1999”.

“El balance contra Brasil es historia. Si sucedió, fue porque nos preparamos bien en aquella ocasión. Sabiendo que hay un nuevo entrenador, tendremos que analizar a nuestro rival para buscar una manera de derrotarlo, pero eso será en junio, en un nuevo momento. Lo que sabemos es que tenemos las condiciones de vencer a cualquier equipo, en cualquier lugar, y eso es lo que tenemos que conseguir transmitir a nuestros jugadores”.

Cesare Prandelli (Italia):
“Es una gran emoción encontrar no solo a un gran profesional, sino a un amigo como Alberto [Zaccheroni], en el partido ante Japón. En cuanto al orden de los partidos, eso no supone un problema. Lo que nos importa es conseguir que nuestro equipo mantenga la concentración y la mentalidad necesaria para enfrentarse a tantos equipos fuertes”.


Grupo B

Vicente del Bosque (España):
“Es verdad que tenemos más responsabilidad por los resultados de los últimos años, pero sin embargo no podemos olvidar que Uruguay no estuvo tan lejos de nosotros en Sudáfrica, con el cuarto lugar, y que los campeones africanos siempre traen a equipos contra los que es difícil enfrentarse”.

“Todos dicen que Brasil está adormecido, pero no podemos olvidar que es el actual campeón de la Copa Confederaciones, que hace menos de cuatro años estaba levantando este trofeo”.

Eddy Etaeta (Tahití):
“Para nosotros, es verdaderamente increíble: un pequeño país de 250.000 habitantes jugando contra las mejores selecciones del mundo. Jugaremos contra Uruguay y España, campeones del mundo, y trataremos de estar a la altura para representar a nuestra región con calidad. Jugar contra España en el Maracaná es algo especialmente atractivo: si conseguimos marcar un gol ya será algo increíble. Debemos ser realistas en cuanto a nuestras aspiraciones”.

Óscar Tabárez (Uruguay):
España es, en mi opinión, el rival más difícil de entre todos los participantes. Los resultados de los últimos años y la forma en que ha jugado así lo demuestran. Pero, por otro lado, es un orgullo y una motivación tener la oportunidad de jugar este partido. No obstante, el encuentro decisivo debería ser el segundo, contra los africanos, que debería decir mucho sobre nuestras expectativas de alcanzar la segunda fase. Después tenemos a Tahití, que es el equipo con menos experiencia, pero, por otro lado, es también un adversario al que no conocemos”.