• El Parque de la Copa FIFA Confederaciones llegó a Sochi
  • A la apertura asistió Harry Kewell, ídolo de Australia
  • ¿Entradas para el torneo? Mira aquí: FIFA.com/Tickets
Australia y Alemania comenzarán el 19 de junio su campaña en la Copa FIFA Confederaciones 2017 en la pintoresca ciudad balneario de Sochi, a orillas del Mar Negro.

Sin embargo, el fin de semana del 6 y 7 mayo, la expectación y el entusiasmo por el fútbol se han apoderado ya de la sede de la competición con la llegada del Parque de la Copa FIFA Confederaciones, que abrió sus puertas en el muelle sur del puerto de la ciudad.

El parque, que tanta popularidad alcanzó entre los residentes y los visitantes de Moscú el fin de semana anterior, atrajo de nuevo a un numeroso público compuesto por aficionados y paseantes en el paseo marítimo de Sochi.

Los visitantes pudieron contemplar de cerca el Trofeo de la Copa FIFA Confederaciones, ganar entradas para los partidos en divertidos juegos y concursos, conocer mejor a los ocho países que compiten en el torneo y también a Zabivaka™, la encantadora mascota oficial de la Copa Mundial de la FIFA Rusia 2018™, y conversar con leyendas del fútbol.

Harry Kewell, exmediocampista de Australia, asistió a la apertura del parque de Sochi y pudo hacerse una idea de lo que la ciudad ofrecerá a sus visitantes, un mes y medio antes de que los Socceroos se enfrenten en ella a los campeones del mundo.

“Sochi es una ciudad preciosa y, en cierta manera, me recuerda a Australia”, ha declarado Kewell, autor de 17 goles en 56 partidos con la selección de su país. “Por ejemplo, por su clima, sus paisajes y su ubicación. Estoy seguro de que todos los australianos que vengan aquí se lo pasarán en grande”.

“Australia no lo tendrá fácil contra los campeones del mundo. Quiero invitar a todo el mundo a venir a Sochi y asistir al partido en el estadio para animar a su equipo”.

Las entradas para el partido Australia-Alemania y para los demás encuentros del Torneo de los Campeones siguen disponibles en el sitio web FIFA.com/tickets y en los Centros de venta de entradas de la FIFA en las sedes.

También los niños inscritos en el programa exclusivo "Ven a la Copa FIFA Confederaciones con McDonald’s” pudieron disfrutar las actividades del parque. El mes que viene, todos ellos pisarán el terreno de juego junto con los jugadores en los partidos de la Copa FIFA Confederaciones que se disputarán en Sochi.

El Estadio Olímpico Fisht, donde los australianos disputarán su esperado encuentro, causó muy buena impresión a Kewell. El antiguo extremo del Liverpool también participó en juegos de fútbol en el parque y se enfrentó a Dmitri Bulykin, exdelantero de Rusia, en una de las atracciones más populares: el Robokeeper. Superar a este portero robótico no es fácil, ni siquiera para futbolistas famosos como ellos.

“Les puedo asegurar que el Parque de la Copa FIFA Confederaciones es realmente divertido”, asegura Bulykin, quien además es embajador de Nizhny Novgorod en Rusia 2018.

“Hizo un tiempo fantástico y había montones de juegos y concursos, que ofrecían la posibilidad de ganar entradas para la Copa Confederaciones. ¿Qué más se puede pedir? A quienes no haya visitado todavía el parque, les aconsejo de corazón que lo hagan”.

El próximo fin de semana, el Parque de la Copa FIFA Confederaciones se emplazará en Kazán, en el exterior del Estadio Central, antes de dirigirse a San Petersburgo, concretamente a la plaza Konyushennaya, donde permanecerá abierto del 20 al 21 de mayo.

A un paso del trofeo
El Trofeo de la Copa FIFA Confederaciones que se expone en el parque recordó a Kewell los momentos en los que estuvo a punto de ganar la competición.

“Recuerdo cómo jugamos en la Copa Confederaciones en 1997”, rememora Kewell, cuyo gol en semifinales otorgó a los Socceroos la victoria contra Uruguay.

“Estuvimos a un paso de llevarnos el trofeo, pero Brasil nos lo impidió en la final. En cualquier caso, conservo maravillosos recuerdos de aquel torneo. Aquella victoria en la Copa Confederaciones de 1997 figura entre las más importantes que logré en toda mi carrera, a la par que las conquistadas en la Copa Mundial y en la Liga de Campeones”.

Kewell espera que Australia emule aquel éxito en la Copa FIFA Confederaciones 2017 en Rusia. “Sin duda alguna, apoyaré a Australia”, concluye. “Para nosotros se trata de una competición muy importante y hemos hecho un gran esfuerzo para llegar aquí. También animaré a la selección anfitriona, Rusia. En mi opinión, la favorita es Alemania; no en vano es la campeona del mundo”.