La FIFA se dispone a iniciar dos nuevos proyectos de desarrollo en Somalia, tras la primera visita que realiza un directivo de la FIFA a Mogadiscio desde 1986.

La Asociación Somalí de Fútbol (ASF) empezará a planificar ahora la implantación de su segundo proyecto Goal, un centro técnico en el Estadio de la Facultad Universitaria de Mogadiscio, así como la construcción de un campo de césped artificial, enmarcada en la iniciativa Challenger del organismo rector del fútbol mundial. En 2013, la FIFA organizó su primer curso de desarrollo en Mogadiscio en 27 años.

La guerra civil somalí ha afectado gravemente a las infraestructuras futbolísticas, como el campo de césped artificial del estadio de Banadir, en Mogadiscio, financiado por la FIFA en 2006 y que sufrió serios daños, al igual que otras instalaciones. Esta cancha acaba de ser reacondicionada y es ahora el escenario de los partidos de la liga de fútbol somalí, en la que participan diez equipos.

Durante la visita, el directivo de Desarrollo de la FIFA para África, Zelkifli Ngoufonja, abordó la implantación de más actividades de desarrollo futbolístico y de fútbol base en el país con el presidente de la ASF, Said Arab Abdiqani.

La FIFA se complace en constatar que la ASF está decidida a poner en marcha torneos para jóvenes y actividades de fútbol base y se ha fijado como prioridad ampliar sus programas a otras regiones fuera de la capital.

Después de varios años de violento conflicto, la ASF realiza progresos concretos y el fútbol avanza hacia un futuro mejor. La liga está siendo un éxito en Mogadiscio. La FIFA está convencida de que esta tendencia continuará en el futuro inmediato y se compromete a apoyarla.