• Francia organiza la Copa Mundial Femenina de la FIFA 2019™
  • Trezeguet fue campeón del mundo en 1998, en su propio país
  • "Que disfruten y estén todas juntas", aconseja a las Bleues

En la cuenta regresiva para el anuncio del lema y el emblema de la Copa Mundial Femenina de la FIFA Francia 2019 –que tendrá lugar en París el 19 de septiembre –, entrevistamos a figuras relevantes del fútbol femenino para analizar el presente, pasado y futuro de esta competición.

Francia ya ha demostrado tener tantas cualidades para organizar un torneo como para brillar en él, como pudo verse en las Eurocopas de 1984 y 2016 o en la Copa Mundial de la FIFA 1998™. Los Bleus de Michel Hidalgo se adjudicaron ante su público la cita continental en 1984, y el cuadro dirigido por Didier Deschamps alcanzaría luego la final en la edición de 2016. Entre ambas pruebas, la selección de Aimé Jacquet escribió en 1998 la más bella página de la historia del deporte francés.

Ya han pasado casi 20 años desde aquel día en que el país conquistó la gloria máxima, y ahora se dispone a recibir de nuevo al planeta, en 2019, con motivo de la Copa Mundial Femenina de la FIFA™. Todos los apasionados por el deporte francés esperan asistir al mismo desenlace. Y entre ellos, David Trezeguet, uno de los protagonistas de la gesta de 1998.

Durante su época de futbolista en activo destacó por su excelente capacidad de ubicación ante la meta contraria, y ahora que acaba de colgar las botas también está en posición ideal para evaluar las capacidades de Francia de cara a repetir aquella hazaña.

“Que el Mundial vaya a disputarse en Francia supondrá un momento único”, explica el antiguo ariete a FIFA.com. “Ya desde 1998, y también con la EURO 2016, lo tiene todo: una buena organización, muy disciplinada y muy potente, con bases muy sólidas. Cada vez que Francia tiene la posibilidad de hacer algo excepcional en el ámbito deportivo, siempre lo hace muy bien. ¡Va a ser un Mundial para vivirlo!”, anticipa.

Voluntad y esfuerzo
Y dentro de la cancha, esas chicas que crecieron con las imágenes de Trezeguet y sus compañeros coronando la cima del mundo, ¿están en situación de repetir lo logrado entonces? “La selección nacional ha progresado a base de voluntad, afán y esfuerzo. Sobre todo, esfuerzo de alto nivel”, analiza el exdelantero de AS Mónaco o Juventus. “Gracias a todo eso, es candidata a ganar el Mundial”.

Especialmente, si las Bleues cuentan con el mismo apoyo que tuvieron sus homólogos masculinos hace 20 años. “Al público francés le encantan el deporte y, sobre todo, su selección nacional. Va a responder claramente y entregarse a fondo”, asegura Trezegol, quien tenía 19 años en 1998 y que ahora, a sus casi 40, atesora la experiencia necesaria para dar consejos a sus herederas.

“Que disfruten de cada partido, del ambiente, del alto nivel, y, sobre todo para una selección que parte con la mentalidad de ganar el torneo, que estén Todas juntas”.