El Estadio Internacional de Yokohama, inaugurado en marzo de 1998 y célebre por albergar la final de la primera Copa Mundial de la FIFA™ que se celebró en Asia, es uno de los emblemas del fútbol moderno.

Está situado en la segunda ciudad más grande de Japón, al sur de la capital, en la bahía de Tokio, y es un reflejo de la bulliciosa urbe: cuenta con el mayor aforo del país, 72.327 localidades.

Albergó tres partidos de la primera ronda en la espectacular Copa Mundial de la FIFA Corea/Japón 2002, entre ellos el segundo encuentro de Japón en la liguilla, contra Rusia, que supuso la primera victoria de los nipones en la historia del torneo, gracias a un gol de Junichi Inamoto que desató la euforia entre el público. También se jugaron en él el choque en el que la República de Irlanda venció 3-0 a Arabia Saudí y el Ecuador-Croacia, saldado con un 1-0 a favor de los sudamericanos.

Y aunque esos tres duelos en el Estadio Internacional de Yokohama contribuyeron a que el torneo dejase imborrables recuerdos, la final que disputaron Alemania y Brasil el 30 de junio de 2002 fue verdaderamente inolvidable. Las imágenes de Ronaldo escapándose de los rivales con su inconfundible corte de pelo al cero con flequillo y del capitán brasileño, Cafú, alzando el trofeo serán siempre parte de la historia del deporte rey, y el recinto puede enorgullecerse de haber sido el lugar donde se produjeron estas escenas.

Y no solo es conocido por el Mundial, sino también por encuentros destacados de la Copa Mundial de Clubes de la FIFA, entre ellos varias finales entre 2003 y 2012. Los mejores clubes del mundo necesitaban un campo digno de ellos en el que enfrentarse, y el Estadio Internacional de Yokohama demostró durante años ser la elección adecuada. El prestigioso torneo de clubes nos dejó momentos como la victoria del Inter de Porto Alegre ante el Barcelona (1-0), con un gol de Adriano en los instantes finales.

Al año siguiente, un grande de Europa como el AC Milan, encabezado por Kaká, Alessandro Nesta y Filippo Inzaghi, entre otros, puso la guinda a su campaña triunfal de la Liga de Campeones de la UEFA 2007 adjudicándose el Mundial de Clubes, tras imponerse a Boca Juniors por 4-2 en una final vibrante. Wayne Rooney y el Manchester United volvieron a dar el título a Europa en 2008, superando a la LDU de Quito en la final, siempre dentro de la impresionante estructura de la cancha de Yokohama.

Después de un paréntesis de dos años en el que la prueba se celebró en Emiratos Árabes Unidos, el Estadio Internacional de Yokohama retomó su tradición de escenario de innumerables recuerdos del Mundial de Clubes. En 2011, Pep Guardiola y Lionel Messi culminaron allí un año inmejorable mediante un contundente triunfo por 4-0 sobre el Santos.

La última final de la Copa Mundial de Clubes de la FIFA disputada en el estadio permitió a Sudamérica recuperar el trofeo, cuando el Corinthians de São Paulo ganó al Chelsea, vencedor de la Liga de Campeones de la UEFA 2012.

La cancha del Marinos
Aunque el estadio es conocido sobre todo por albergar la final del Mundial de 2002 y de varias Copas Mundiales de Clubes, también es el feudo del Yokohama F. Marinos, uno de los equipos más laureados de la liga japonesa, con tres títulos de la J.League en su palmarés.

Al estar ubicada la ciudad en la bahía de Tokio, el club, uno de los fundadores del torneo, adoptó en 1982 el nombre de “Marinos”, en español. Cuando terminaron las obras, en 1998, el Estadio Internacional de Yokohama pudo presumir de ser el campo de un club que ya había inscrito su nombre en la historia del fútbol japonés.

Por la entidad han pasado figuras del renombre de Shunsuke Nakamura, excentrocampista del Celtic de Glasgow conocido por su habilidad en los lanzamientos de falta, el artillero argentino Ramón Díaz y el veterano defensor Yuji Nakazawa. Tras ser subcampeón de liga en 2013, ahora aspira a devolver a los hinchas de Yokohama el título nacional, que ganó por última vez en 2004.

Rugby y rock and roll 
Además de haber asistido a momentos futbolísticos imperecederos, ha albergado otras competiciones deportivas, de disciplinas como el rugby, el atletismo y el fútbol americano.

Y al ser un símbolo de la península en la que está situado y protagonista por derecho propio del Mundial de 2002, ha cautivado la imaginación del país, y en él también se han celebrado varios conciertos de rock y pop japoneses. Tanto si vuelve a ser el lugar en el que se disputen finales de grandes torneos como el escenario de extraordinarios eventos musicales, el Estadio Internacional de Yokohama siempre será un emblema del fútbol asiático.

Partidos organizados

Campeonato Mundial Juvenil de la FIFA Japón 1979

Copa FIFA Confederaciones Corea/Japón 2001

Copa Mundial de la FIFA Corea/Japón 2002 ™

Eliminatorias de la Copa Mundial de la FIFA 2006 - Asia

17 ago. 2005 - 19:30 Hora Local
17 ago. 2005
Partido 0
Grupo B
International Stadium Yokohama
Yokohama
17ago.
Japón
JapónJPN
Irán
IránIRN
Final del partido
Fin
2-1

Asian Nations Cup 2007 Prel. Comp.

22 feb. 2006
22 feb. 2006
Partido 0
Continental Qualifier
Grupo A
International Stadium Yokohama
Yokohama
22feb.
Japón
JapónJPN
India
IndiaIND
Final del partido
Fin
6-0

Eliminatorias de la Copa Mundial de la FIFA 2010 - Asia