• La selección caboverdiana ascendió 47 posiciones en el Ranking
  • Cabo Verde todavía puede clasificarse para Rusia 2018
  • Platini: “Esta progresión es buena para subir la moral”

Cabo Verde, que apenas supera el medio millón de habitantes, es uno de los países más pequeños de África por superficie y por población. Pero eso no impide a su selección nacional plantar cara a las grandes del continente, apoyándose en una mayoría de jugadores que militan en la liga portuguesa.

El mejor puesto de Cabo Verde en la Clasificación Mundial FIFA/Coca-Cola se remonta a 2015, cuando se ubicó 39º del mundo y 1º de África. Aunque no lograron volver a ocupar ese lugar el pasado septiembre, los caboverdianos ascendieron 47 posiciones en un mes.

Ese salto de calidad se debió, en primer lugar, a las dos victorias contra Sudáfrica (2-1 y 1-2) en la fase de clasificación para la Copa Mundial de la FIFA Rusia 2018™. Posteriormente, Cabo Verde perdió en casa contra Senegal el pasado sábado.

Una progresión extraordinaria
FIFA.com conversó con Platini, una de las estrellas de la selección, quien se refirió a esa progresión espectacular: “Sufrimos mucho al principio de la liguilla clasificatoria, con dos derrotas, pero luego resurgimos con fuerza. Subir 47 posiciones en la Clasificación Mundial es bueno para la moral”.

Tras las derrotas ante Senegal y Burkina Faso, ni siquiera los seguidores más optimistas de Cabo Verde preveían que su equipo remontaría el vuelo contra Sudáfrica, en la tercera y cuarta jornadas. De hecho, el primer partido arrancó mal, pues Tokelo Rantie abrió el marcador en el minuto 14. Sin embargo, los caboverdianos metieron dos goles por mediación de Nuno Rocha y sumaron tres valiosos puntos, antes de imponerse también a domicilio gracias a un doblete de Garry Rodrigues.

Así analiza Platini las dos victorias que permitieron esa progresión en la jerarquía mundial: “El rival era de calidad, y vencer a Sudáfrica tanto en casa como fuera no fue sencillo. Trabajamos con seriedad y eso se reflejó en el terreno de juego. El equipo marcha ahora por el buen camino”.

Otras ambiciones
De hecho, el equipo no piensa quedarse ahí, y aspira a lograr su billete para la Copa Mundial de la FIFA™ por primera vez en su historia. Para ello, necesita que Sudáfrica le haga un favor en el partido ante Senegal, reprogramado para el 10 de noviembre. De ser así, si Cabo Verde vence a Burkina Faso en la última jornada, dependería del partido de vuelta entre sudafricanos y senegaleses para obtener la ansiada clasificación.

La selección caboverdiana figuró al frente de la clasificación continental en 2015. Platini y sus compañeros confían en recuperar ese liderato si continúan su buena racha y se clasifican para el Mundial.

“Fue fantástico alcanzar el primer puesto en África”, concluye Platini. “Ahora queremos encadenar varias victorias para reeditar lo logrado en ese periodo".