Satisfacción a pesar de la derrota
© Getty Images

Cuatro equipos dijeron adiós este miércoles a su sueño de alcanzar las semifinales de la Copa Mundial de Futsal de la FIFA Tailandia 2012. La matagigantes Colombia se deshizo de Ucrania sin miramientos, mientras que Argentina, Portugal y Rusia sucumbieron en duelos muy reñidos.

Los cuartos de final son una eliminatoria implacable, como volvió a quedar de manifiesto en Tailandia 2012. Muchos de los equipos que han tenido que hacer las maletas albergaban esperanzas de llegar más lejos. Sin embargo, la derrota tiene un aspecto positivo, en forma de lecciones que sin duda servirán para mejorar en el futuro.

Ucrania cayó contra pronóstico a manos de la debutante Colombia, pero su seleccionador, Gennady Lisenchuk, explica a FIFA.com que, en su opinión, “hay equipos que han mejorado mucho, a pasos agigantados. Están jugando con muchísima valentía, y tienen un nivel mucho más alto que en torneos anteriores”.

En Tailandia, Lisenchuk dirigió a un plantel en el que únicamente figuraban cinco integrantes del equipo que había viajado a Brasil 2008, y analiza su desempeño con filosofía: “Hay varios jugadores jóvenes en la selección. Cuando hayan disputado más partidos aprenderán más, y su rendimiento mejorará. En el futuro este equipo será más potente”.

A la altura del reto
Argentina llegó a situarse dos goles por delante de Brasil al final de la primera parte, y sus seguidores tuvieron motivos para creer que podían vencer a los campeones del mundo. Sin embargo, Falcão no estaba dispuesto a permitir que eso ocurriese, y contribuyó con dos tantos a la remontada de los Auriverdes, que acabaron imponiéndose 3-2 en la prórroga y estarán en otra semifinal de la Copa Mundial de Futsal de la FIFA.

Argentina hace las maletas, pero se lleva buenos recuerdos. El atacante Martín Amas insiste en que su equipo está cada vez más cerca de lograr un triunfo ante sus vecinos sudamericanos: “Hemos hecho un torneo excelente, y obligamos al mejor equipo del mundo a jugar la prórroga, después de ir dos goles por delante. No lo han conseguido muchos”.

“Creo que algún día estaremos a su nivel, o incluso por encima”, añade. “Matías Lucuix y otros más están jugando ahora en Europa, de modo que el equipo no dejará de mejorar”.

Grandes esperanzas
De todos los conjuntos eliminados, quizás la mayor decepción haya estado en las filas de Portugal. Transcurridos tan solo 11 minutos de su choque de cuartos ante Italia, los portugueses ganaban 3-0, pero no pudieron hacer honor a su condición de favoritos. Los Azzurri reaccionaron y empataron a través de Fortino, a 46 segundos de la conclusión del tiempo reglamentado. En la prórroga, una diana de Honorio situó a los suyos en semifinales.

“Estamos muy tristes por dejar el torneo de esta manera”, confesaba el delantero portugués Cardinal. “Creo que hicimos méritos para avanzar más allá de los cuartos de final. En resumen, este ha sido un buen campeonato para nosotros, aunque aspirábamos a conseguir algo más”.

El técnico de Rusia, Sergey Skorovich, se mostró realista después de la derrota frente a España: “Trabajamos muy duro y queríamos la victoria, pero se repitió la historia: España sigue en carrera y nosotros nos volvemos a casa”.

Skorovich y sus pupilos acompañarán a otros tres equipos en su despedida de Tailandia 2012. No obstante, aunque dejen atrás el torneo, las lecciones aprendidas permanecerán con ellos.