Alemania derrotó por 10-0 a Fiyi en el partido que cerró la participación de ambos en el Grupo C del Torneo Olímpico de Fútbol Masculino Río 2016. Los teutones clasificaron a los cuartos de final como segundos de su llave, tras el cotejo disputado en el estadio Mineirao, el miércoles 10 de agosto de 2016.

Los germanos salieron desde el inicio con intenciones ofensivas que les permitieran conseguir la victoria que necesitaban. Ya a los tres minutos tuvieron la primera ocasión con un disparo de Maximiliano Meyer que de milagro despejaron los defensores en la línea.

El tanto que abrió el marcador, llegó rápido. En una buena acción combinada entre Julian Brandt y Serge Gnabry, éste último recibió una asistencia y envió la bola al fondo de la red (1-0, 8').

Con alguna jugada aislada de Fiyi, Alemania metió el segundo mediante Nils Petersen, quien recogió un rebote del arquero Simione Tamanisau (2-0, 14'). La intensidad continuó y, tras una habilitación de Max Christiansen, Meyer marcó el tercero (3-0, 30').

En una andanada de ataque, los teutones ampliaron los números. Muy buena asistencia de Niklas Klostermann desde el lado izquierdo área para que Niels Petersen apareciera sin oposiciones para anotar el cuarto con un cabezazo (4-0, 33').

El mismo Petersen alcanzó la tripleta al finalizar una linda acción comenzada por Brandt (5-0, 40'). Y para terminar la parte inicial, Gnabry lanzó un perfecto tiro libre desde 20 metros que entró en la valla (6-0, 44').

La misma tónica
Alemania tomó muy en serio la segunda mitad, y mantuvo su presión sobre la defensa de Fiyi. Los jugadores del elenco de Oceanía casi no tocaron el balón en la segunda parte. Hubo un solo equipo en el terreno de juego.

Otra vez Meyer anotó después de un muy buen movimiento de regate (7-0, 49'). Sin parar, los germanos siguieron con su vendaval ofensivo sobre Fiyi, que ya no hacía pie en el terreno. Gnabry martilló un tiro que dio en el larguero y Mayer tomó el rebote para anotar (8-0, 52').

Pese a que Alemania falló un penal ejecutado por Mayer, Petersen redimió a su compañero y lanzó un remate desde los once metros con final feliz (9-0, 63'). Para cerrar la faena y su quinto tanto personal, el mismo Petersen anotó con un golpe de cabeza tras recoger una bola desviada por Tamanisau (10-0, 70').

En los cuartos de final, los teutones jugarán con Portugal, primero del Grupo D, en Brasilia.