El fútbol y los pies
Sentido y finalidad de las tiras elásticas en el fútbol

Durante el Mundial Juvenil de este verano en Malaisia, llamó la atención que todos los jugadores brasileños tuvieran los tobillos vendados. ¿Prevención o (ya) articulaciones dañadas?



otos de zapatos de fútbol de los años 1910 - 1925; arriba, con puntera rígida y tacos toscos y deformes; a la derecha, otro par de zapatos con compleja protección de tobillos.
El zapato contemporáneo más plano, liviano y elástico permite dicha libertad de movimiento, pero con un mayor riesgo de lesión. Para contrarrestar este riesgo y proteger las articulaciones, se han desarrollado vendajes, protectores y técnicas de protección con tiras elásticoadhesivas.
POR: KERSTIN WARNKE, THOMAS SCHWAMBORN, WERNER MÜLLER

A menudo, las lesiones futbolísticas afectan las articulaciones y los pies. Terrenos de juego deteriorados o mal cuidados aumentan el riesgo para las articulaciones de los jugadores. Quedarse enganchado en un hoyo o torcerse el pie en un terreno escabroso conduce generalmente a tirones y desgarros, particularmente de los ligamentos exteriores y, raras veces, de los ligamentos interiores, aunque esta última lesión es mucho más grave.

La anatomía del pie
Los músculos y los tendones son estabilizadores activos de las partes exteriores e interiores de la articulación, mientras que los ligamentos la estabilizan pasivamente.
Un plexo de nervios y receptores en la piel, los músculos y los tendones conducen estímulos en forma centralizada a la médula y el cerebro. Allí se colectan y evalúan estos estímulos para dirigir luego selectivamente la musculatura en la periferia, por ejemplo, en la articulación astragalocalcánea.

La evolución de la bota de fútbol
Los antiguos zapatos de fútbol altos y rígidos, con una puntera dura, protegían los tobillos, ligamentos, tendones y dedos de los pies, pero limitaban el movimiento del pie. La libertad de movimiento es, sin embargo, la condición básica para que el jugador técnicamente versado pueda colectar, controlar y pasar con precisión el balón o rematar con el efecto deseado, utilizando todas las finezas del movimiento.


Anatomía del pie (parte interior) con proyección de nervios (amarillo) y los músculos (rojo), tendones (blanco) y vainas tendinosas (azul) activamente estabilizadores.
Anatomía del pie (parte exterior).
Foto original por cortesía de Novartis y copyright de Novartis
Tiras - material y método
La libertad de movimiento indispensable para el jugador de fútbol en la zona de las articulaciones exige flexibilidad y, al mismo tiempo, materiales protectores. La tira elásticoadhesiva ("tape") es un material que ha sido creado a tales efectos. Estas son cintas fuertemente adhesivas con una ligera adaptación elastoplástica. Se obtienen en diferentes espesores y colores y se aplican en extensión continua de tal manera que se limite el movimiento en dirección de la zona en peligro. De este modo, se conservan las funciones "normales" denominadas también movilidad fisiológica, mientras que se frena el movimiento arriesgado.
La elasticidad y la firmeza de la tira permiten una actividad multifuncional, es decir, que no sólo se pueden vendar casi todas las articulaciones de nuestro cuerpo, sino también los músculos y los tendones, por ejemplo, en caso de lesiones de los músculos y tendones, tendinitis crónica o en caso de desgarro de la fibra muscular.

De modo que la tira elásticoadhesiva no es solamente un producto empleado exclusivamente en el fútbol, sino también en otros deportes como el voleibol, la carrera de orientación, la gimnasia y el tenis. Quién no conoce los dedos envueltos en tiras blancas de los jugadores de voleibol, las muñecas abrazadas con tiras de los gimnastas o los muslos protegidos con tiras de los jugadores de tenis. El método de las tiras elásticoadhesivas se ha establecido exitosamente en todas estas disciplinas deportivas.

Tiras - sentido y finalidad
Dos componentes importantes son esenciales para la eficiencia de la aplicación de las tiras ("taping"):

  1. El refuerzo mecánico pasivo paralelamente a las estructuras anatómicas (ligamentos).
  2. La estimulación activa de los sensores nerviosos en los tejidos debajo de las tiras elásticoadhesivas.
Representación esquemática de la forma de aplicar las tiras en las articulaciones en dirección de la extensión continua (amarillo, azul, rojo).
Cada movimiento de pie del jugador conduce a una modificación de expansión de la tira, la cual se transmite inmediatamente a los sensores. Este estímulo se trasmite, a su vez, como información al sistema nervioso (médula, cerebro), donde se evalúa junto con informaciones de otros órganos sensoriales como los ojos, los oídos y el centro de equilibrio y se retransmite luego, como orden selectiva, a los músculos periféricos: tensar, estabilizar, defender.

Un círculo cerrado tal, llamado arco reflejo, es el principio básico funcional de la propiocepción. La propiocepción nos comunica sucesivamente la tensión de acción y posición del cuerpo momentáneas "a veces consciente y, otras, inconscientemente" y prepara la reacción ulterior en el movimiento. Esta tensión anticipada y defensa selectivas de los músculos y tendones evita que el pie se coloque en una posición no protegida y flácida en un momento de descuido.

Esto y un buen entrenamiento, practicando también el reconomiento prematuro de las acciones, son una parte muy importante de la profilaxis de lesiones.

Werner Muller es profesor ortopédico y médico jefe de la clínica para ortopedia y traumatología del hospital cantonal Bruderholz en Basilea. Dr. Kersten Walker y Dr. Thomas Schwambornson médicos asistentes en su equipo.
Así, por ejemplo, el salto controlado a una cantera de gravas resulta menos peligroso que un traspié descuidado en la misma cantera. Un paso en falso puede causar a menudo lesiones muy graves.

Resumiendo, esto significa que las tiras elásticoadhesivas protegen, por un lado, pasivamente el aparato motriz y, por el otro, representan una profilaxis activa de lesiones deportivas en el fútbol mediante la intensificación selectiva de la función propioceptiva.