Riquelme: "Una experiencia única"
© Foto-net

El argentino Juan Román Riquelme no necesita presentación: hábil y cerebral, el volante de Boca Juniors es el capitán y líder del seleccionado que disputa las eliminatorias mundialistas y el Torneo Olímpico de Fútbol masculino. A horas de enfrentar a Holanda por los cuartos de final, el ex jugador del Barcelona y el Villarreal dialogó en exclusiva con FIFA.com acerca de su experiencia en este particular certamen, una posible semifinal con Brasil y su objetivo inmediato: "Quedarme hasta el 23 y ganar la medalla de oro".

Señor Riquelme, usted ha jugado los torneos más prestigiosos del mundo anteriormente. ¿Qué puede decirnos de su primera experiencia en los Juegos Olímpicos?
Sin dudas, es diferente a todo. Uno nunca se imagina lo que va a pasar cuando entra a la Villa Olímpica. Tuvimos la suerte de estar ahí y nos cruzamos con todos los deportistas de todo el mundo. Para mí fue algo increíble y lo estoy disfrutando al máximo. Nunca me había tocado vivir algo así.

¿A quiénes se sorprendió de conocer?
El primer día que llegamos, tuvimos la suerte de que Kobe Bryant venga a comer con nosotros. Se sacó fotos con todos y nos dijo que le gusta mucho el fútbol argentino. ¡Nos sorprendió! Y después cada noche comíamos con los tenistas, los de hockey y judo. La verdad que estamos disfrutando mucho, ¿no? Sobre todo las diferencias con los torneos típicos en los que estamos solos en un hotel. Es una gran experiencia, me está dejando mucho.

Háblenos del equipo, ¿cómo lo ve en el torneo?
Está bien, mejorando a cada partido. Lo noto más tranquilo y más seguro, pero sabemos que no podemos cometer ningún error. El que se equivoca se vuelve a casa y nuestra ilusión es estar acá hasta el día 23.

¿Cómo le sienta la capitanía?
Me siento normal porque sigo teniendo el mismo trabajo de siempre. Tenga o no la cinta de capitán, mi obligación es ayudar al equipo y a mis compañeros a jugar lo mejor posible. Tuve la suerte de que el entrenador me eligiera entre los tres mayores e intento responder como sé. El resto es pensar en llegar a la final, nada más.

¿Qué puede decirnos de Holanda?
Sabemos que juegan muy bien y que tienen jugadores muy buenos como (Roy) Makaay, (Ryan) Babel y (Hedwiges) Maduro, que está teniendo una buena temporada en el Valencia. Tendremos que trabajar mucho, pero confiamos en el equipo que tenemos. Hay muchas posibilidades de ganar, ojalá los superemos.

En los últimos años, Argentina-Holanda se ha convertido en una especie de clásico moderno. ¿Por qué sucede eso?
Es cierto, se han enfrentado mucho y en partidos decisivos. Ambos equipos tratan de jugar bien, manejan bien la pelota y brindan partidos lindos para la gente que va al estadio. Hoy en día es difícil encontrar a dos equipos que salgan a atacar desde el primer momento, y eso es algo que los dos proponemos siempre. Ojalá que la gente la pase bien mañana y que nosotros podamos festejar.

Sabemos que primero está el partido con Holanda, pero no podemos dejar de preguntarle sobre una hipotética semifinal ante Brasil...
(Risas) Sería una final adelantada para todos, claro. Pero tenemos un partido muy complicado contra Holanda y ellos van a tener otro muy duro con Camerún. Espero que ganemos y, si nos toca Brasil o no, será lo mismo. Si queremos estar en la final tendremos que ganarle al que sea, ¿no?

Uno extraña mucho a los hijos, a los padres, los amigos, pero soy feliz haciendo esto. Y tengo en claro que ellos también lo son cuando me ven así.
Riquelme, sobre el contacto con su familia.

Al margen de lo futbolístico, ¿cómo lleva tanto tiempo fuera de casa? ¿Está en contacto con su familia?
¡Cada día! (Sonríe) Trato de disfrutar todo al máximo y contarles lo que vivo cada día. Saben que para mí esto es muy importante, por lo que están tan contentos como yo. Ojalá todo salga bien, pueda darles una alegría y que terminemos todos muy felices.

Recién mencionó a sus hijos. ¿Entienden que papá es una estrella del fútbol mundial?
Sí, entienden mi trabajo. Mi nene tiene 6 años y es fanático, ¡hasta llora cuando a Boca le hacen un gol! Se conoce a todos los jugadores de la selección y me pone muy feliz que sea así.

¿Juega al fútbol?
Sí, le encanta. Si el día de mañana tiene que ser futbolista, espero que la pase bien. De lo contrario, que elija lo que quiera.

¿Imaginamos que le prometió volver a casa con alguna medalla?
Uno siempre sueña con llegar a lo máximo, y más con la camiseta que tenemos nosotros. Espero que podamos mejorar en cada partido y lleguemos al 23 de agosto de la mejor manera. Queremos ganar la medalla de oro, seremos muy felices si lo conseguimos y creemos que nuestro país también lo estará. A eso vinimos.