• Por primera vez está en 4tos de un Mundial Sub-17
  • FIFA.com destaca 4 cuestiones futbolísticas de su éxito
  • ¿Hasta dónde llegará?
Cuatro partidos, cuatro victorias, 12 goles a favor y sólo dos en contra. La selección iraní prosigue con su marcha imparable en la Copa Mundial Sub-17 de la FIFA India 2017. El cuadro dirigido por Abbas Chamanian se impuso 2-1 a México en el choque de octavos de final disputado en Goa.

De este modo, Irán se ha colado ya entre las ocho mejores selecciones del planeta, el mejor resultado de su historia en este torneo. El joven Equipo Melli prolonga así la magnífica racha del fútbol iraní en los últimos meses.

No en vano, el representante asiático es el único combinado nacional del mundo que se ha clasificado para cinco competiciones distintas de la FIFA en el ejercicio 2016/2017. Sin duda, un hito memorable, lejos incluso del alcance de selecciones como Brasil, Alemania o Francia.

  • Números de Irán antes de la India 2017:
    -3 participaciones
    -Mejor resultado: octavos de final
    -3 victorias, 3 empates, 5 derrotas
    -10 goles a favor
    -14 goles en contra
  • Números de Irán en la India 2017:
    -Cuartofinalista
    -4 victorias
    -12 goles a favor
    -2 goles en contra

¿Cuáles son las razones de este éxito? FIFA.com ha estado investigando y ha encontrado cuatro puntos que han llamado especialmente la atención en estos cuatro primeros partidos.

1. Transiciones rápidas
Es una situación que se ha dado en todos los encuentros: Irán juega a partir de un sistema muy disciplinado. Cuando el rival tiene la pelota, es habitual ver a todos los jugadores iranís defendiendo en campo propio, reduciendo al máximo los espacios. "Nuestro primer objetivo es no encajar goles. El segundo objetivo es marcar un gol. El tercer objetivo es defender esa ventaja y ganar el partido", explica Taha Shariati, jefe de la zaga iraní, a FIFA.com.

Irán espera el fallo rival y, cuando recupera el balón, sale rápidamente al ataque. Con pocos pases y mucha velocidad, sus futbolistas se lanzan directamente hacia la portería contraria. Aquí es donde entran en juego los delanteros Younes Delfi y Allahyar Sayyad, dos auténticas flechas. Eso sí, si pierden la pelota, corren igual de rápido para defender.

2. Unión y espíritu de equipo
Los suplentes aplauden a los titulares en el último ejercicio del calentamiento. Antes de saltar al terreno de juego, se oye una arenga en el vestuario. De hecho, ese sacrificio y esa pasión que derrocha Irán en la cancha se gesta antes del partido. "Somos un equipo, ¡todo es cuestión de unión y espíritu de equipo!", aseguró el capitán Mohammad Ghobeishavi, que se perdió el partido de hoy por sanción, en la zona mixta del estadio Pandit Jawaharlal Nehru.

3. Control sin posesión
Irán ha tenido menos posesión que su rival en los cuatro partidos que ha jugado:

Irán 40% – 60% Guinea
Irán 43% – 57% Alemania
Irán 48% – 52% Costa Rica    
Irán 35% – 65% México

En cualquier caso, siempre tuvo los encuentros bajo control. "Lógicamente, es muy cansado trabajar tanto por detrás del balón, pero siempre lo damos todo por el bien colectivo. Y, si al final ganamos, cumplimos nuestro objetivo", afirma Mohammad Sharifi, compañero de Ghobeishavi en la sala de máquinas de la selección iraní y autor de dos goles de penal en la India.

4. Las posiciones claves, bien cubiertas
Sharifi brilló como mediocentro en el primer choque de Irán en el torneo, que le enfrentó a Guinea. En el partido contra Alemania, los protagonistas fueron los atacantes Sayyad y Delfi. En el duelo contra Costa Rica, Ghobeishavi hizo de brújula en el centro del campo y, contra México, el arquero Ali Gholam Zadeh sobresalió por encima de todos.

Además, Irán cuenta con muy buenas individualidades en demarcaciones decisivas que, a pesar del carácter colectivo del equipo, son capaces de decidir un partido. Y esta rica combinación podría darle muchas más alegrías en la India. "Tenemos el premio gordo entre ceja y ceja: llegar a la final y ganar el Mundial", señala Shariati, dejando bien claro que Irán quiere seguir haciendo historia.