Ayer
Con tres entorchados en su haber, la selección alemana siempre es una de las principales favoritas al título en esta categoría. En la edición de Tailandia 2004, las hoy integrantes del combinado absoluto Simone Laudehr y Melanie Behringer condujeron a su equipo hasta la victoria. Seis años más tarde fueron Alexandra Popp y Dzsenifer Marozsán, actualmente también jugadoras del primer equipo, quienes protagonizaron el espectacular encumbramiento de las sub-20 alemanas ante su público. Cuatro años después, en Canadá 2014, fue Lena Petermann quien, con su gol en la prórroga de la final contra Nigeria, aupó por tercera vez a Alemania hasta lo más alto del podio.

Hoy
En el Campeonato de Europa Femenino Sub-19 de la UEFA Israel 2015, el cuadro dirigido por Maren Meinert alcanzó las semifinales merced a su triunfo por 1-0 sobre España en la última jornada de la fase de grupos y selló así su billete para la Copa Mundial Femenina Sub-20 de la FIFA Papúa Nueva Guinea 2016. Sin embargo, las germanas no lograron meterse en la ansiada final, ya que cayeron derrotadas en semifinales ante la selección de Suecia, posterior campeona del torneo. Las escandinavas se impusieron 4-2 en la tanda de penales después de que el encuentro (con prórroga incluida) finalizara con empate 3-3. "Hemos llegado a semifinales y nos hemos clasificado para el Mundial. Éste era, sin duda, nuestro objetivo principal. Estamos entre los cuatro mejores conjuntos sub-19 de Europa. Desde luego, es un buen resultado obtenido a base de mucho esfuerzo, pero creo que todavía no hemos desplegado todo nuestro potencial", declaró Meinert

¿Y mañana?
Algunas jugadoras como Sara Daebritz o Lena Petermann, artífices del triunfo en 2014, ya forman parte del combinado absoluto alemán, con el que compitieron en la pasada Copa Mundial Femenina de la FIFA Canadá 2015™. Al igual que en años anteriores, el plantel actual de la Mannschaft cuenta con un gran número de futbolistas muy prometedoras. Sin ir más lejos, Pauline Bremer, que entró en la lista definitiva para la cita canadiense y que incluso llegó a jugar unos minutos en el choque contra Noruega, ha sido distinguida con la medalla de oro Fritz Walter a la mejor jugadora juvenil del año.