El alemán Philipp Ochs quitó las telarañas de la escuadra derecha de la portería de Zambia con un potente tiro libre que dio en la cruceta antes de besar la red.