Un clásico de la CONCACAF
© Getty Images

La selección de Estados Unidos nunca se ha perdido una final del Torneo Olímpico de Fútbol Femenino. Ha disputado las cuatro anteriores desde Atlanta 1996. Y no está dispuesta a que Londres 2012 sea la excepción. Su último obstáculo hasta esa instancia será su vecina del norte, Canadá, una escuadra a la que conocen muy bien. Fueron rivales en la final del clasificatorio de CONCACAF para la cita olímpica. Ahí EEUU se impuso por 4-0.

La cita
Canadá – Estados Unidos, Old Trafford, Manchester, lunes 6 de agosto, 19:45 (hora local)

El contexto
Aunque son una selección con una buena tradición en fútbol femenino, esta es tan sólo la segunda vez que Canadá disputa una cita olímpica. En Pekín 2008 cayó en los cuartos de final, precisamente a manos de las estadounidenses. Luego del empate 1-1 del tiempo reglamentario con goles de Angela Hucles y Christine Sinclair, la diana de Natasha Kai en la prórroga dio la victoria en aquella ocasión a las barras y estrellas. 11 jugadoras estadounidenses y 12 canadienses que estuvieron en aquella cita en China estarán el lunes en Old Trafford.

En los 49 enfrentamientos anteriores de estas dos escuadras, tan sólo ha habido tres victorias para las Canucks y cuatro empates. Estados Unidos suma 42 victorias en este duelo. La última vez que perdieron ante Canadá fue el 11 de marzo de 2001 en la Copa del Algarve por 3-0.

Números que hablan
142:
son los goles que acumula la estadounidense Abby Wambach en su carrera internacional. Pisándole los talones está la canadiense Christine Sinclair con 140. Ambas siguen en la pelea por destronar a la máxima goleadora de historia en partidos de selecciones, la estadounidense Mia Hamm que sumó 158 en su maginífica carrera. Actualmente Wambach y la canuck Melissa Tancredi lideran la tabla de máximas goleadoras de este torneo con cuatro dianas cada una.

Hemos oído…
“Son un equipo estupendo. Son las mejores del mundo por alguna razón. Nuestras estadísticas contra ellas no son geniales, pero ¿qué mejor momento para cambiar eso?”, Kaylyn Kyle, jugadora de Canadá.