United y City rivalizan por el liderato
© Getty Images

El Manchester United se presentará en Stamford Bridge, en la vigésima cuarta jornada de la liga inglesa, conjurado para superar a un Chelsea en horas bajas y arrebatar el liderato a un Manchester City que tratará de mantener el tipo frente al modesto Fulham.

Los "diablos rojos" dieron un golpe sobre la mesa de la Premier League esta semana al empatar a 54 puntos al frente de la clasificación con sus vecinos del City, después de ir a remolque durante semanas en el segundo puesto de la tabla.

A pesar de haber quedado fuera a mitad de temporada de la Liga de Campeones y de la Copa de Inglaterra, y de que su delantero estrella, el inglés Wayne Rooney, ya no se encuentre en el estado de gracia con el que empezó el curso, los de Alex Ferguson no han perdido la concentración en la Premier.

Si bien últimamente no ofrecen un juego brillante, los "diablos rojos" demuestran jornada tras jornada que son uno de los equipos más efectivos del campeonato, algo que tendrán que volver a probar este domingo, cuando podrán volver a contar con la ayuda de Rooney y del portugués Luis Nani, ambos recuperados de lesiones que les han mantenido dos semanas apartados del equipo.

Ferguson, que no gana en liga en Stamford Bridge desde 2002, volverá a confiar su portería al joven guardameta español David de Gea, ante la lesión de tobillo que dejará fuera durante un mes al danés Anders Lindegaard.

También volverán a la pizarra del técnico escocés los nombres de los ingleses Ashley Young y de Tom Cleverley, ambos de vuelta después de sufrir lesiones de larga duración.

El Chelsea se encomienda a Torres
Los "diablos rojos" se encontrarán en Londres a un Chelsea herido, que en las últimas semanas no ha pasado de arañar empates y victorias por la mínima, y que lucha por no perder la cuarta posición de la tabla que le da derecho a entrar en la Liga de Campeones la próxima temporada.

El marfileño Didier Drogba, la pieza clave del Chelsea del portugués Andre Villas-Boas, se encuentra todavía disputando la Copa de África, por lo que la responsabilidad en el ataque recaerá de nuevo en el español Fernando Torres, que sigue peleado con el gol.

El defensa John Terry, inmerso en unas acusaciones de racismo que le han llevado ante un juez, no ha podido entrenarse esta semana, por lo que probablemente quedará fuera de los planes de Villas-Boas, que podría dar entrada en su once inicial a una de las incorporaciones del mercado de invierno, el inglés Gary Cahill.

Este sábado, el Manchester City del argentino Sergio "Kun" Agüero recibe al Fulham con la obligación de asegurar los tres puntos en casa si no quiere ver cómo se le escapa un liderato que ha mantenido durante semanas.

Tras el tropiezo frente al Everton la semana pasada, los "citizens" se encuentran en un momento crucial en el que se juegan una temporada en la que pensaban firmar un buen papel en la Liga de Campeones, de la que finalmente quedaron apeados en la fase de grupos, así como luchar hasta la última jornada por el título de la Premier League.

El Arsenal se encomendará a su estrella, el holandés Robin Van Persie, para superar al Blackburn y conservar su puesto en la parte alta de la tabla.

A estas alturas de la temporada, el título queda muy lejos de las aspiraciones de los de Arsène Wenger, que deberán luchar para hacerse con una plaza europea a final de año.

La vigésimo cuarta jornada de la liga inglesa se completa con los partidos: Norwich-Bolton; QPR-Wolves; Stoke-Sunderland; West Bromwich-Swansea; Wigan-Everton; Newcastle-Aston Villa; Liverpool-Tottenham.