Milan-Juve, derbi con sabor a Scudetto
© Getty Images

El campeonato es aún muy largo, pero en el próximo clásico entre el Milán y el Juventus, a los que solo separa un punto, puede hacer que se comience a saborear una ventaja importante para la victoria final de la Liga italiana.

Hacía tiempo que ambos equipos no llegaban tan igualados a estas alturas de campeonato, pues el líder, el Milán, tiene un punto de ventaja sobre el Juventus, aunque el equipo de Turín tiene un partido menos que tendrá que recuperar el 7 de marzo.

El Milán llega al derbi más fuerte que nunca, después de haber dado una lección al Arsenal (4-0) en el partido de ida de octavos de final de la Liga de Campeones y de encadenar rotundas victorias en el campeonato.

Pero en sus últimos cruces con el Juventus, en la primera vuelta y en Copa Italia, los "rojinegros" no han podido nunca con el equipo de Antonio Conte.

Allegri recupera efectivos
Tras los graves problemas por la larga lista de lesionados, el técnico Massimiliano Allegri puede estar más tranquilo, pues puede contar con Alessandro Nesta y el francés Philippe Mexes, que se han recuperado, y también crece el optimismo ante la posibilidad de ver en el campo desde el primer minuto al ghanés Kevin Prince Boateng.

También se volvió a entrenar y estará a disposición de Allegri el brasileño Pato, que incluso podría optar a un puesto de titular, mientras que el argentino Maxi López empezará el encuentro desde el banquillo.

Quien no estará será el delantero sueco Zlatan Ibrahimovic, a quien el juez deportivo no le perdonó ninguna de las tres jornadas con las que fue sancionado por haber dado un manotazo al rival y por ello saltará el encuentro.

Ningún problema para el técnico "bianconero" que puede contar con su plantilla al completo. Conte ni tiene dudas y jugarán Andrea Barzagli, Leonardo Bonucci y Giorgio Chiellini, en la retaguardia, y Stephan Lichsteiner, Claudio Marchisio, Andrea Pirlo, y el chileno Arturo Vidal y Simone Pepe, en el centro del campo.

Mientras que en ataque, Conte decidirá en el último momento quién está más en forma entre el montenegrino Mirko Vucinic, Alessandro Matri o Fabio Quagliarella.

Lazio y Udinese luchan por los puestos de Champions
En el resto, Lazio y Udinese, empatados a 42 puntos, seguirán su personal batalla por el tercer puesto, que da derecho a una plaza en la próxima edición de la Liga de Campeones.

El Udinese lleva dos jornadas que no levanta cabeza, pues tras la derrota contra el Milán no pasó del empate contra el Cagliari, por lo que una victoria contra el Bolonia se hace indispensable para comenzar a poner distancia con el Lazio.

Por su parte, el Lazio está atravesando un largo túnel debido, sobre todo, a la larga lista de lesionados que arrastra desde hace varias semanas.

Pero al parecer no solo es eso, pues la derrota 5-1 contra el Palermo y el 1-3 encajado en el Olímpico contra el Atlético de Madrid han hecho precipitarse la situación y el entrenador Edy Reja está a punto de abandonar el equipo.

Aunque el presidente Claudio Lotito ha rechazado la dimisión de Reja, el técnico podría no sentarse en el banquillo en el próximo encuentro contra el Fiorentina.

Por su parte, el Roma es otro de los equipos cuyos altibajos no le permiten estar en la cabeza de la clasificación, a pesar de resultados importantes como la victoria contra el Inter.

Roma y Nápoles también luchan por la tercera plaza
El técnico del Roma, el español Luis Enrique, no consigue coleccionar una buena racha de victorias, y el próximo encuentro contra el Atalanta puede ser decisivo para los objetivos del club romano, cuyos dirigentes han asegurado que apuntan al tercer puesto.

Tercera plaza a la que también quiere optar el Nápoles, que se medirá en el San Paolo al peor Inter de la temporada, con cuatro encuentros consecutivos perdidos, entre liga y campeonato.

El Nápoles llega a este encuentro cargado de energía tras la importante e histórica victoria contra el Chelsea (3-1) en Liga de Campeones y con sus dos delanteros, el uruguayo Edinson Cavani y el argentino Ezequiel Lavezzi en plena racha goleadora.

En el otro lado del campo, encontrarán a un Inter que no encuentra su once titular, pues Claudio Ranieri ha probado con todo lo que tiene a disposición sin obtener resultados, y el argentino Mauro Zárate y Diego Forlán volvieron a ser una desilusión contra el Marsella.

Contra el temible Nápoles, Ranieri volverá a probar con la pareja titular formada por el argentino Diego Milito, que ha pasado la semana con gripe, y Gianpaolo Pazzini.

La jornada se completará con el Génova-Parma, Cagliari-Lecce, Catania-Novara, Chievo-Cesena y Siena-Palermo.