Un clasificado y cinco a punto
© AFP

El Al Jazira se convirtió en el primer y único equipo que ha sellado su billete para los octavos de final de la Liga de Campeones de la AFC 2012, tras nivelar un gol adverso en casa ante el Esteghlal y firmar un 1-1 en la cuarta jornada. De esa forma, el campeón de la liga y la Copa de Emiratos Árabes Unidos es el primer club de su país que accede a la fase de eliminatorias desde que lo hiciera el Al Wahda hace cinco años.

Mientras tanto, un buen puñado de favoritos acarician una clasificación tempranera: Al Ittihad, Persépolis, Adelaide United, FC Tokio y Ulsan Hyundai están a un punto del pase. En la otra punta de la tabla, el Al Arabi (0 puntos) y el Nasaf Qarshi son los primeros conjuntos que quedan en la cuneta, mientras un montón de equipos con problemas (entre ellos el campeón de 2008, el Gamba Osaka) corren el riesgo de caer eliminados antes de la última jornada. FIFA.com te ofrece en detalle los principales logros y sorpresas del torneo hasta la fecha.

El partido destacado
Jeonbuk Motors 3-2 Buriram United
Tras haber frenado el sorprendente buen arranque del Buriram United en el Grupo H con un triunfo por 0-2 en Bangkok, el Jeonbuk Motors confirmó su renacer en su feudo venciendo por la mínima al campeón tailandés (3-2). El equipo visitante empezó con fuerza y materializó sus ansias de revancha en el minuto 20, cuando un centro-chut de su delantero camerunés Franck Ohandza se coló por la escuadra. Pero la ventaja sólo le duró cinco minutos; lo que tardó el prolífico Lee Dong-Gook en igualar con un precioso disparo lejano de rosca, antes de adelantar al Jeonbuk dos minutos más tarde con una imparable volea a bocajarro. Ohandza restableció el empate en el minuto 55, pero Park Won-Jae marcó el gol de la victoria a diez minutos del final. Con ese triunfo, el campeón de 2006 asciende al segundo puesto, con los mismos puntos que el Buriram.

Encabeza el cuarteto con un solo punto de ventaja el campeón chino, el Guangzhou Evergrande, que recuperó el liderato tras imponerse por 3-1 al Kashiwa Reysol. Muriqui se erigió en el héroe de los locales tras intervenir en todos sus goles. En el minuto 28, el delantero brasileño provocó una pena máxima que Darío Conca transformó para abrir el marcador. Y ya en el segundo tiempo, anotó dos dianas que propulsaron al equipo cantonés hacia su segunda victoria en la liguilla.

La sorpresa
Seongnam Ilhwa 5-0 Central Coast Mariners
Tras haber empatado sus tres primeros compromisos, incluido un 1-1 en el campo del propio Central Coast Mariners hace dos semanas, el campeón de 2010, el Seongnam Ilhwa Chunma, endosó un 5-0 a sus visitantes australianos en el Grupo G. Lee Chang-Hoon y Everton Santos, con un tanto cada uno, pusieron al cuadro local con 2-0 al descanso, antes de que, en el minuto 69, Kim Sung-Hwan sentenciase la contienda con un remate de volea sin apenas ángulo. Pero aún quedaba tiempo para que el brasileño Santos rematase la faena, al marcar primero desde el punto fatídico y dar luego el pase de la muerte a Vladimir Jovancic para que completase la “manita”.

Con esa contundente victoria, los surcoreanos se auparon al liderato, y aventajan al Nagoya Grampus Eight por la diferencia de goles. El equipo japonés desperdició varias ocasiones claras y tuvo que conformarse con un 0-0 frente al Tianjin Teda.

Las lecciones de la jornada
En Grupo A, Arash Borhani adelantó al Esteghlal mediado el primer periodo, pero el delantero brasileño Ricardo Oliveira empató en el minuto 64 y dio al Al Jazira un punto que aseguró matemáticamente la clasificación del equipo local. En el otro encuentro del grupo, Al Rayyan se impuso por 0-1 al Nasaf Qarshi gracias a un lanzamiento de falta magistralmente ejecutado por Rodrigo Tabata, y desbancó al Esteghlal de la segunda posición.

El favorito del Grupo B, Al Ittihad, dejó escapar sus primeros puntos de la liguilla tras no poder pasar del 0-0 en su visita al Bani Yas. Pese a la lógica decepción, el ex bicampeón continental sigue sacando tres puntos al segundo clasificado, el Pakhtakor, que infligió su segunda derrota seguida al desahuciado Al Arabi con un solitario tanto de Temurkhuja Abdukholiqov.

Al Ahli registró un 3-1 sobre el Al Nasr con remontada incluida, encaramándose a lo más alto del Grupo C. Con 7 puntos en 4 partidos, el grande saudí aventaja al Sepahan por la diferencia de goles, después de que el potente equipo iraní cayese por 1-0 en su visita al Lekhwiya.

En el Grupo D, el Persépolis se vio privado de una clasificación tempranera tras no poder pasar del 1-1 en casa contra un Al Gharafa con diez jugadores. El conjunto local parecía tener encarrilado el pase cuando, a seis minutos del final, Ali Karimi abrió el marcador, pero un tanto de Lawrence Quaye en el tiempo añadido aplazó la fiesta del cuadro iraní. En el otro encuentro del grupo, el delantero marroquí Youssef El Arabi comandó la remontada del Al Hilal frente al Al Shabab (2-1) con un gol en cada periodo.

En el Grupo E, el Adelaide United vengó su reciente derrota por 1-0 en casa del Pohang Steelers batiendo por idéntico resultado al campeón de 2009. Fue un triunfo agónico, sellado con un tanto de cabeza de Bruce Djite en el último minuto para los locales. Con esa victoria, unida al triunfo por 3-2 del Bunyodkor ante el Gamba Osaka, el conjunto australiano obtiene una cómoda renta de tres puntos en el liderato.

El debutante del Grupo F, el FC Tokio, sigue invicto tras endosar un claro 3-0 al Pekín Guoan. En el otro choque del cuarteto, el Ulsan Hyundai se impuso por 1-2 al Brisbane Roar y no ceja en su pulso con el Tokio, con quien comparte la cabeza con 8 puntos. La derrota del campeón australiano acabó prácticamente con sus esperanzas de clasificación.

El jugador destacado
A sus 33 años, Ali Karimi sigue demostrando que aún no ha pasado su época de esplendor. Sus goles han ayudado al Persépolis a sumar cuatro puntos en sus dos enfrentamientos con el Al Gharafa.

Números que hablan
8:
Exactamente una cuarta parte de los 32 contendientes se mantienen invictos después de 4 jornadas.

La frase
“Es un resultado que da mucha moral. Todo se reduce al trabajo que haces durante la semana y a lo largo de un periodo que ha sido complicado. Y de ahí deriva esa resistencia ante las adversidades, de haber estado luchando contra unos obstáculos enormes este año; y ahora estamos apreciando los frutos de ese trabajo”. Luciano Trani, segundo entrenador del Adelaide United