Movimientos calculados antes de la vorágine
© Getty Images

Los primeros días del mes de agosto suelen ser bastante tranquilos en cuanto a fichajes, antes de los ajustes finales, que provocan un aluvión de operaciones de última hora. El mercado de 2012 está siguiendo esa pauta: en estas dos semanas no se han producido traspasos espectaculares, aunque sí algunos buenos negocios, que resume FIFA.com.

El centrocampista ofensivo Santi Cazorla todavía no es titular indiscutible en la selección española, pero en su currículo ya figuran los dos últimos títulos de la Eurocopa conquistados por la Roja, en 2008 y 2012, y únicamente se perdió la Copa Mundial de la FIFA 2010™ a causa de una lesión. Así pues, el Arsenal ha obtenido un refuerzo importante, procedente del Málaga.

Otro conjunto londinense, el Chelsea, se ha hecho con los servicios de un campeón del mundo, aunque sub-20, el brasileño Oscar, del Internacional de Porto Alegre, vencedor de la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA Colombia 2011. El Everton, que no ha ido tan lejos en sus fichajes, recupera a Steven Pienaar, quien hace año y medio había dicho adiós a los Toffees para probar suerte en el Tottenham. El sudafricano tendrá la misión de hacer olvidar al australiano Tim Cahill, ahora en el Red Bulls de Nueva York.

También se ha despedido de Inglaterra Alberto Aquilani, una vez más. El ex centrocampista del AS Roma había llegado en 2009 al Liverpool, donde solo actuó una temporada, antes de ser cedido al Juventus y luego al AC Milan. Esta campaña vestirá los colores del Fiorentina. La Viola está realizando grandes esfuerzos para mejorar su plantel, ya que, además de Aquilani, ha contratado al defensor argentino Gonzalo Rodríguez y al medio español Borja Valero, que no jugarán en la segunda división con el Villarreal, así como al centrocampista chileno del Sporting de Portugal Matías Fernández, otro ex del Submarino Amarillo, y al guardameta del Palermo Emiliano Viviano.

Resulta evidente que al Villarreal le costará trabajo conservar a sus jugadores. Los nombres de quienes se marchan sirven para recordar hasta qué punto el equipo tenía recursos para conservar la categoría. Carlos Marchena, por ejemplo, fue campeón de la Copa Mundial de la FIFA en 2010. Ahora aportará su experiencia al Deportivo de La Coruña, que regresa a la primera división y apuesta asimismo por la juventud, en este caso la de Nelson Oliveira, delantero internacional portugués cedido por el Benfica, o de Roderick Miranda, ambos finalistas de la última Copa Mundial Sub-20 de la FIFA. Recorrerá con ellos el trayecto hacia España el lateral campeón del mundo Joan Capdevila, quien deja la capital portuguesa un año después de su llegada para volver a su país, donde militará en el Espanyol de Barcelona.

En el apartado de las salidas, la liga española se queda sin uno de sus talentos más prometedores, Salomón Rondón, que brilló en el Málaga durante las dos últimas temporadas. El artillero venezolano reforzará el Rubin de Kazán en una liga rusa cada vez más potente. Así, el Spartak de Moscú incorpora al central argentino de Boca Juniors Juan Insaurralde y al centrocampista sueco del Lyon Kim Källström, mientras que el Lokomotiv y el CSKA hacen lo propio, respectivamente, con el punta senegalés del Copenhague Dame N’Doye y el creativo centrocampista sueco del AZ Alkmaar Rasmus Elm.

En Alemania hay pocos movimientos. Cabe destacar simplemente la llegada del austriaco Paul Scharner al Hamburgo, después de seis años en Inglaterra, primero en el Wigan y luego en el West Bromwich Albion, la cesión del belga Kevin De Bruyne por parte del Chelsea al Werder Bremen y el fichaje del canterano del Real Madrid Joselu por el Hoffenheim. La liga turca recibe al centrocampista serbio del Juventus Milos Krasic, y en Ucrania el Dinamo de Kiev dispondrá ahora del zaguero nigeriano Taye Taiwo, ex del Marsella y del AC Milan, conocido por la potencia de su disparo.

Por último, como siempre en el mercado de fichajes, muchos jugadores que buscan un último desafío tienen la oportunidad de volver a sus orígenes. El defensa Daniel Majstorovic ha firmado con el AIK Solna de su Suecia natal, ocho años después de cambiar el Malmoe para emprender un periplo que lo condujo por el Twente, el Basilea, el AEK Atenas y el Celtic de Glasgow. El argentino Diego Placente, de 35 años, cierra el círculo al regresar a Argentinos Juniors, donde debutó en 1995, al cabo de una última temporada en el Nacional de Montevideo. El chileno Waldo Ponce, por su parte, afronta una tercera etapa en la Universidad de Chile, tras pasar el ejercicio 2011/12 en el Cruz Azul.