España golea a medio gas (1-5)
© AFP

España, actual campeona del mundo y de Europa, goleó 5-1 a Panamá, en un partido amistoso disputado en el estadio Rommel Fernández de la capital panameña.

Pedro, con un doblete a los 16 y 43 minutos, David Villa (29), Sergio Ramos (81) y Markel Susaeta (84) marcaron goles de la 'Furia Roja', mientras que el tanto canalero fue anotado por Gabriel Gómez de penal a los 87.

A pesar de las bajas de los volantes Xavi (Barcelona) y Xabi Alonso (Real Madrid) y del delantero Fernando Torres (Chelsea), España se dedicó desde el primer minuto a hacer lo que mejor sabe: tocar el balón buscando múltiples combinaciones hasta aburrir al rival, que se dedicó a defender en su propio campo.

Sin muchas dificultades
La primera gran ocasión para los españoles la tuvo David Villa tras un fallo defensivo al minuto 12, pero su remate ante el arquero Jaime Penedo salió alto.

Quien no falló fue Pedro Rodríguez al minuto 16, cuando dejó pasar un balón de Andrés Iniesta y tras fallo de la defensa cruzó ante Penedo.

Iniesta fue también el protagonista del segundo gol al minuto 29, cuando se fue en medio de los defensores dentro del área, coqueteó con la línea de fondo y centró un balón para que Villa rematara a placer en boca de gol.

Los actuales campeones del mundo y bicampeones de Europa sentenciaron el partido a pocos minutos del descanso, cuando Pedro, tras recibir un balón al hueco de Juan Mata, amagó ante Penedo para marcar a puerta vacía.

En la segunda parte España siguió dominando, aunque fue Panamá el que disparó a puerta por medio de Luis Rentería, pero atrapó bien Víctor Valdés.

Al minuto 57 Roberto Soldado lanzó un cañonazo tras tacón de Jesús Navas que Penedo sacó como pudo.

Al 66 Navas, de un disparo al palo casi sin ángulo, y al 70 Soldado y Villa, quienes no llegaron a un balón de Navas tras un desborde por banda derecha, pudieron aumentar la ventaja de una España que jugaba a placer.

Sergio Ramos de falta directa y Markel Susaeta pusieron la puntilla a un partido donde Panamá hizo el gol del honor tras marcar de pena máxima.