San Petersburgo, la joya de la corona del norte de Rusia, derrocha magia en cualquier época del año. La ciudad ha inspirado a poetas, artistas, músicos y escritores desde sus orígenes como ventana hacia el mundo occidental, que fundó Pedro el Grande. La excepcional arquitectura de San Petersburgo queda fielmente plasmada en este cartel, desde las catedrales de San Isaac y Smolny, hasta la puerta del Palacio de Verano y la torre del Almirantazgo. La ciudad es famosa por su importante cultura futbolística, que representa aquí el balón.