La selección de fútbol de Uruguay no podrá contar con tres de sus defensas titulares, Diego Lugano, Diego Godín y Martín Cáceres, en el partido del próximo día 16 frente a Bolivia correspondiente a la décima jornada de las eliminatoria sudamericanas.

Los tres vieron su segunda tarjeta amarilla en el encuentro que los celestes perdieron el viernes por 3-0 en su visita a Argentina en Mendoza y serán baja automática.

Lugano, que es el capitán del equipo, debió abandonar el campo en el segundo tiempo y cuando el partido estaba empatado sin goles tras una lesión.

La salida del principal referente dejó a la defensa uruguaya desordenada y el equipo recibió tres goles en pocos minutos.

Godín, del Atlético de Madrid, y Cáceres, del italiano Juventus, regresarán este sábado a Montevideo para luego reincorporarse a sus clubes.

Junto con sus compañeros
Lugano, como capitán de la plantilla, permanecerá junto a sus compañeros y viajará a Bolivia, informaron fuentes de la Asociación Uruguaya de Fútbol.

Los Celestes se entrenan este sábado en Mendoza y posteriormente viajan hacia la ciudad boliviana de Santa Cruz de la Sierra donde montarán su cuartel general.

La delegación subirá a los 3.650 metros de La Paz el martes pocas horas antes del partido.

Tras sus últimos malos resultados, con un solo punto de nueve posibles, Uruguay necesita lograr un resultado positivo frente a Bolivia para no ver comprometido su futuro en las eliminatorias.

En el encuentro de ida los Celestes ganaron por 4-2 en Montevideo.