Aunque 13 países africanos ya han tenido que decir adiós a su sueño de competir en la Copa Mundial de la FIFA Rusia 2018™, otros 27 se incorporan esta semana a una pugna que tendrá como premio final para 5 de ellos la participación en la fase final mundialista. Las 40 selecciones que siguen vivas en la competición preliminar de la CAF fueron emparejadas en 20 eliminatorias a doble partido, cuyos vencedores pasarán a la fase de grupos.  

Para muchos, el duelo más atractivo enfrenta a Marruecos, presente en cuatro Mundiales, contra Guinea Ecuatorial. En la ida, los magrebíes tendrán a favor el factor campo. Su seleccionador, Badou Zaki, que capitaneó a los Leones del Atlas en México 1986, ha convocado a Mehdi Benatia, aunque el defensa del Bayern de Múnich está recién salido de una lesión. La Nzalang Nacional, entretanto, espera trasladar al choque contra Marruecos sus buenas prestaciones de la Copa Africana de Naciones 2015, donde quedó en 4ª posición.

Argelia, vecina de Marruecos, persigue su tercera presencia consecutiva en un Mundial (Ghana y Costa de Marfil, a su vez, buscarán la cuarta). Como selección mejor clasificada del continente, los Fennecs esperan dejar en la cuneta a Tanzania. Las Estrellas de Taifa han estado preparando este compromiso en Sudáfrica, y su seleccionador, Charles Mkwasa, cree que Mbwana Samatta y Thomas Ulimwengu, que acaban de ganar la Liga de Campeones africana con el TP Mazembe, pueden trasladar su buen momento a la eliminatoria mundialista. "Todo el equipo está con la moral alta, y todos están ansiosos por jugar y representar a su país. Su actitud es alentadora, y estoy seguro de que podemos sorprender a Argelia, pues los jugadores están respondiendo muy bien en los entrenamientos".

Varios técnicos emprenden su primera aventura de clasificación mundialista, como el mítico Rigobert Song, que jugó cuatro Mundiales con Camerún, y a quien recientemente encomendaron las riendas de Chad. Los Sao sorprendieron a Sierra Leona en la primera ronda, pero necesitarán un milagro futbolístico aún mayor para tumbar a Egipto. Otro seleccionador debutante es Alexandre Belinga, que representó a Camerún en la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA Australia 1981, y que ocupará el banquillo de los Leones indomables después de que los directivos decidiesen no renovar el contrato de Volker Finke. Los cameruneses inician su camino hacia Rusia contra Níger, y Belinga ha convocado a un plantel muy experimentado.

El regreso de Martins
El seleccionador nigeriano, Sunday Oliseh, sorprendió a los analistas al convocar al delantero afincado en Estados Unidos Obafemi Martins para su choque contra Suazilandia. Oliseh también ha citado al sensacional adolescente Kelechi Iheanacho, que milita en el Manchester City. Las Súper Águilas no podrán contar con dos clásicos como Vincent Enyeama y Emmanuel Emenike, que hace poco anunciaron su renuncia a la selección, pero Oliseh no pierde la concentración: “Quiero llevar a mi país a la fase de grupos y, en última instancia, al Mundial. Esa es nuestra única meta y, si no respetamos a nuestros rivales, no la alcanzaremos. Suazilandia es una selección complicada y no va a ser fácil enfrentarse a ella, especialmente sobre césped artificial en su campo”.

La campeona de África, Costa de Marfil, se ha visto muy afectada por las lesiones antes de medirse a Liberia. Michel Dussuyer no podrá contar con los delanteros Wilfried Bony y Salomon Kalou, ni con el centrocampista Yaya Touré. Otra grande de África occidental, Ghana, se enfrenta a la peor clasificada de las selecciones que siguen en liza, Comoras, que nunca ha ganado un encuentro de clasificación mundialista. Los Celacantos perdieron sus 4 compromisos disputados antes de este año, pero lograron empatar sus dos partidos contra Lesoto en la primera ronda, y pasaron por el mayor valor de los goles en campo contrario. Su sueño de una cenicienta que dé la campanada mundialista tiene pocos visos de materializarse contra las Estrellas Negras de Avram Grant, que siguen contando con los hermanos Ayew, Jordan y André, y con veteranos curtidos en mil batallas como Asamoah Gyan y Jonathan Mensah.

Otro partido interesante opone a Angola, presente en Alemania 2006, contra Sudáfrica. No fue un sorteo bien recibido por los Bafana Bafana, porque Angola es capaz de vencer casi a cualquier rival; especialmente en Luanda. El seleccionador sudafricano, Ephraim Shakes Mashaba, deberá medirse a los angoleños sin los guardametas Itumeleng Khune y Brilliant Khuzwayo, que tuvieron que renunciar por diferentes motivos a la convocatoria. Mashaba expresó su profundo respeto por los Palancas Negras: "Tienen jugadores rápidos, fuertes y habilidosos en el centro del campo. No deberíamos concederles espacios ni dejarles disparar. Tenemos que defender con inteligencia".

Al tener dos clubes, Al Hilal y Al Merreikh, que fueron semifinalistas en la Liga de Campeones africana y que aportan la mayoría de los jugadores que integran la selección, los seguidores de Sudán albergan esperanzas de plantar cara a una complicada Zambia. Eso sí, tres jugadores de los Chipolopolo militan en un TP Mazembe que tuvo un éxito continental aún mayor, al levantar el trofeo de la Liga de Campeones este fin de semana.