La creación de un entorno sin humo de tabaco durante la Copa Mundial de la FIFA 2018™ y otras máximas competiciones deportivas que se disputarán en Rusia, se debatió en una conferencia celebrada en Moscú el martes 28 de junio. La FIFA y el Comité Organizador Local de Rusia 2018 (LOC) organizaron el acto en asociación con la Organización Mundial de la Salud (OMS). Entre los asistentes principales a la conferencia se encontraban representantes de las sedes de Rusia 2018, responsables del desarrollo del deporte, de la asistencia sanitaria y del establecimiento de las Fan Zones durante el próximo torneo.

Durante la conferencia, los asistentes conocieron las medidas para luchar contra el tabaco, para reducir su consumo en Rusia y para familiarizarse con los mecanismos empleados para aplicar las medidas, así como con el marco legal vigente en un lugar en concreto. Además, los expertos compartieron sus experiencias en la creación de un entorno libre de tabaco en las sedes, analizaron los logros y los retos y se informaron sobre las mejores prácticas internacionales.

“El tabaco es la única causa de muertes evitables en todo el mundo. Cada seis segundos muere una persona por enfermedades provocadas por el tabaco”, informó Natalia Toropova, coordinadora del Programa Antitabaco de la OMS en Rusia. “Es importante que las grandes organizaciones deportivas, como la FIFA y el Comité Olímpico Internacional, respalden esta campaña. La experiencia demuestra que los aficionados responden positivamente a este tipo de campañas y están dispuestos a abstenerse de fumar en los estadios y en las Fan Zones. Estamos seguros de que la Copa Mundial de la FIFA™ puede servir de impulso y motor para crear un estilo de vida saludable en el campo del deporte, y de ejemplo sobre cómo y por qué hay que luchar contra el tabaco”.

Entornos libres de humo en estadios y Fan Fest
Rusia 2018 no será una excepción. “Todas las acciones que adoptamos en la preparación del torneo se efectúan cumpliendo estrictamente la Estrategia de Sostenibilidad, cuyo objetivo principal consiste en reducir al mínimo las consecuencias negativas en el medio ambiente, en la economía y en la sociedad, y en incrementar a la vez los efectos positivos de nuestro trabajo”, manifestó Milana Verkhunova, directora de Desarrollo Sostenible del COL Rusia 2018.

“Uno de los objetivos en este campo consiste en crear un entorno libre del humo del tabaco en todos los estadios del Mundial y en las Fan Fests de la FIFA. La aplicación exitosa de esta estrategia requiere una cooperación activa con las sedes, mediante la cual atraemos la atención de todas ellas hacia los requisitos sobre el tabaco. La implicación de prestigiosas organizaciones como la OMS y la compartición de experiencias con ciudades europeas y con organizadores de otros grandes acontecimientos servirán para hacer este debate mucho más productivo", añadió.

Entre los invitados especiales al acto se encontraban Ron Gould, concejal de Liverpool y ex alcalde de la ciudad, y Matthew Philpott, director de la European Healthy Stadia Network (EHSN), una organización que lucha por convertir los estadios deportivos en una plataforma para el fomento de un estilo de vida saludable. La EHSN trabaja en la creación de medidas y procedimientos destinados a proteger y mejorar la salud del personal de los estadios, de los aficionados y de las comunidades locales.

“Desde la Copa Mundial de la FIFA™ celebrada en Corea y Japón en 2002, la FIFA ha convertido su competición insignia en un entorno libre del humo del tabaco, para garantizar la salud de los espectadores. El taller de hoy, que hemos organizado junto con la OMS y el COL, nos ha permitido concienciar sobre este tema y encontrar un denominador común con todas las partes interesadas en las sedes”, declaró Paula Gabriela Freitas, directora del Programa de Sostenibilidad de la FIFA.

Promocionar un estilo de vida saludable
Según Matthew Philpott, los estadios son extremadamente influyentes y pueden servir de herramienta decisiva para la promoción de estilos de vida saludables. “Más de 15 millones de personas van al fútbol cada semana en Europa. Se trata, sin duda, de una audiencia enorme”, comentó. “En 2014 llevamos a cabo un estudio sobre los recintos deportivos en diferentes países para medir cómo está yendo la batalla contra el tabaco en los gradas. Resultó que sólo 10 de 54 países prohíben estrictamente fumar en el interior de sus estadios de fútbol. Los grandes acontecimientos deportivos, como el Mundial, pueden ayudar a cambiar esta situación. Esperamos que, en el futuro, siga creciendo la cantidad de estadios que protegen la salud y el bienestar de sus aficionados y de su personal, impidiendo que en su interior los espectadores se conviertan en fumadores pasivos”.

La creación de iniciativas que abarquen toda la ciudad es igual de importante. Ron Gould fue alcalde de Liverpool entre 2003 y 2004, y en ese cargo elaboró una gran cantidad de recomendaciones que ayudaron a mejorar la salud de sus ciudadanos y el estado de la sanidad pública, y que sirvieron también para respaldar la introducción de la legislación sobre el uso del tabaco en lugares públicos. Actualmente, está totalmente convencido de que todas esas recomendaciones también podrían funcionar en los grandes certámenes deportivos.

“Creo firmemente que muchas personas en Rusia seguirán los consejos que reciban en el Mundial, incluido el relativo a la salud y al uso del tabaco. Requiere tres componentes muy sencillos: un impulso por parte del gobierno, un trabajo coordinado del Comité Organizador Local y una sensibilización pública. Estoy seguro de que Rusia contará con estos tres componentes en 2018”, afirmó Gould.