• El inglés será uno de los presentadores del Sorteo Final
  • Sus temores, emociones y pálpitos de cara a la ceremonia
  • ¡Conoce su último pensamiento antes de salir a escena!

Sin lugar a dudas, Gary Lineker nunca olvidará su cumpleaños 57. Lejos de casa, en Moscú, el máximo goleador de la Copa Mundial de la FIFA™ en 1986 lo celebra envuelto en nervios y ensayos de cara a lo que será uno de sus grandes desafíos profesionales del último tiempo: conducir el Sorteo Final de Rusia 2018.

A horas de lo que será el gran evento, Lineker hizo un hueco en su agenda para dialogar con FIFA.com acerca de su rol en la ceremonia, los favoritos a quedarse con el título y las opciones de la selección inglesa el año próximo.

Gary, ¿cuáles son sus expectativas de cara al sorteo en Moscú?
En lo personal, espero que todo transcurra con normalidad. Que no tengamos problemas, ¡no cometer ningún error grave! (ríe) Hablando en serio, es un gran momento para disfrutar. Puede que esté un poco tenso. He presentado muchos eventos en televisión pero este es diferente. Es complejo, aunque esperamos que salga todo bien.

Sin dudas, estar rodeado de ex colegas le ayudará en el proceso…
¡Tenemos prácticamente un equipo de fútbol! Habrá ocho asistentes ayudando con el sorteo, verdaderas leyendas que salvo excepciones han ganado la Copa del Mundo alguna vez. Y tendremos a nuestro representante de Rusia, Nikita Simonyan. Tiene 91 años y está en muy buena forma, ¡es increíble! Esperemos que todo salga bien y que pueda guiarlos en la dirección correcta.

Protagonizar un evento semejante, ¿le despierta nostalgia sobre la Copa Mundial?
La Copa Mundial ha sido muy buena conmigo. Me tocó jugarla en dos oportunidades: en la primera gané la Bota de Oro y en la segunda, además de marcar algunos goles más, llegué a la semifinal. También he comentado las últimas 6 para la BBC, algo que espero repetir el año próximo. Creo que todos los jugadores aman participar en ella, es una oportunidad única de mostrarte en el mejor escenario y ante los mejores. Sin dudas, la Copa Mundial representa algo muy especial.

¿Podría describir este torneo en 3 palabras?
¿Qué? ¿En dos o tres palabras? (ríe) “El mejor evento deportivo del planeta”. Son un par de palabras más, ¡pero creo que lo he hecho bastante bien!

¿Qué daría por jugarla nuevamente?
Creo que en ese punto, el de jugar la Copa del Mundo, he cumplido mi cometido. No me iría tan bien si quisiera jugar nuevamente. Existe un motivo por el cual nos retiramos, ¿no? Mis piernas ya no reaccionarían de la manera necesaria, ya no estoy en forma. Creo que cumplí con lo mío.

En su visión, en la previa, ¿quién es el favorito al título?
Podrían ser los sospechosos habituales, Brasil y Alemania. No puedes descartarlos, pues la historia te muestra que siempre han sido exitosos. España será competitiva nuevamente. Pero si tuviera que elegir a un equipo hoy mismo, por el plantel que tiene, iría por Francia. Mira los jugadores con que cuenta: buen portero, una defensa muy fuerte, un mediocampo muy talentoso. ¡(N’Golo) Kante es extraordinario! En el ataque tienen a (Kiylian) Mbappé, que es una súper estrella emergente. Están en un momento ideal. Estarán muy cerca seguramente.

¿E Inglaterra?
No creo que esté entre los favoritos esta vez. No lo hemos estado, de hecho, de un tiempo a esta parte. Contamos con buenos talentos emergentes, muy buenos jugadores jóvenes, aunque tal vez sea un poco pronto para ellos el año próximo. Han tenido mucho éxito en la Copa Mundial Sub-17 y Sub-20, pero creo que no es su momento aún. ¡Aunque nunca se sabe! Seremos un equipo competitivo en este mundial, algo que no nos ha sucedido en las últimas oportunidades.

Lo llevamos por último al viernes 1 de diciembre. Las luces se encienden, Gary Lineker está solo a punto de ingresar al escenario. ¿Cuál es el último pensamiento que pasará por su cabeza?
“¡No lo arruines!”. Ese será mi último pensamiento antes de salir a escena.