La Copa Mundial de la FIFA Inglaterra 1966™ estuvo marcada por el triunfo de los Tres Leones en Wembley en el choque por el título sobre un gran rival, la República Federal de Alemania, y por los goles que anotó el legendario Eusébio con la selección portuguesa. Sin embargo, esta edición también ocupa un lugar muy especial en la historia del fútbol ruso.

Los rusos, compitiendo entonces como la Unión Soviética, terminarían en la cuarta posición de aquel torneo, su mejor desempeño en un Mundial hasta la fecha. El antiguo defensa Vladimir Ponomaryov recuerda qué supuso para ellos jugar en Inglaterra, donde se cruzaron con el Portugal de Eusébio en el partido por el tercer puesto.

Estas imágenes forman parte del archivo de vídeo de la FIFA, que destaca hazañas singulares acontecidas en la historia de la Copa Mundial de la FIFA.