• Será su 10ª participación mundialista
  • Su irregularidad estuvo a punto de costarle cara
  • Taeyong: "El equipo jugará al ataque"

República de Corea, que es con diferencia la selección asiática que ostenta los mejores registros en la historia de las fases de clasificación mundialistas, confirmó dicha condición al sellar el billete para Rusia 2018.

Los Guerreros de Taeguk volvieron a demostrar su extraordinaria capacidad para gestionar competiciones preliminares con éxito al lograr el segundo puesto del Grupo A y, con él, su décima participación en un certamen mundialista, lo que constituye todo un récord en el fútbol del continente.

No obstante, la clasificación llegó esta vez tras una fase de clasificación turbulenta en la que la selección surcoreana solo ganó cuatro de los diez partidos que disputó. Su errática trayectoria le costó el puesto al seleccionador Uli Stielike y dejó al conjunto asiático al borde de la eliminación antes del duelo en Tashkent, correspondiente a la última jornada.

Una derrota frente a Uzbekistán, sumada a una victoria de Siria en Irán, habría dejado a los Guerreros de Taeguk fuera de una cita mundialista por primera vez desde España 1982. Sin embargo, los pupilos del nuevo seleccionador Shin Taeyong supieron gestionar la presión y lograron contener las desesperadas embestidas de la selección uzbeka y sumar el punto que necesitaban para asegurarse el billete mundialista.

A pesar de una irregularidad, que queda perfectamente reflejada en las tres derrotas y tres empates que cedió en la tercera ronda, República de Corea ha demostrado que tiene la capacidad de lograr resultados favorables en los momentos decisivos.

En cualquier caso, Shin, que tomó las riendas del combinado surcoreano el mes pasado, es consciente de que su equipo tiene mucho trabajo por hacer si quiere ser competitivo en la cita rusa del año que viene.

(¡ENHORABUENA! ¡República de Corea es el tercer equipo asiático, tras Irán y Japón, que sella su billete para el #Mundial del próximo año!

El camino a Rusia 2018
A las órdenes de Stielike, República de Corea superó con comodidad la segunda ronda, en la que fue el único equipo que dejó su portería a cero. El buen estado de forma de los surcoreanos continuó en el inicio de la segunda ronda, con dos victorias frente a RP China y Qatar, pero un 0-1 en contra en casa de Irán hizo que se encendieran las señales de alarma, hasta que dos nuevas derrotas en las visitas a RP China y Qatar acabaron de meter el miedo en el cuerpo a la afición.

La llegada de Shin calmó las aguas, pero los Guerreros de Taeguk todavía necesitaron dos empates sin goles y un poco de suerte para asegurarse el segundo puesto del grupo por detrás de una Irán que se adjudicó el liderato con nada menos que siete puntos de ventaja sobre los surcoreanos.

Jugadores
La espina dorsal del equipo sigue estando formada por las estrellas surcoreanas que juegan en Europa. Son Heungmin, delantero del Tottenham Hotspur, es el hombre clave en ataque y el máximo goleador del combinado asiático con siete goles. Por su parte, el capitán Ki Sungyueng tiene también un peso determinante en el equipo, como demuestra el hecho de que República de Corea no fuese capaz de ganar los dos últimos partidos en los que el centrocampista del Swansea City causó baja.

En la defensa, Kim Younggwon se ha reincorporado al plantel después de varios meses de ausencia por lesión. No obstante, Shin contó además con nada menos que nueve futbolistas radicados en Asia para el decisivo partido en Uzbekistán, lo que confirma que el nuevo seleccionador se guiará por el estado de forma y no por el nombre a la hora de elaborar las convocatorias.

Margen de mejora
La defensa es sin duda la principal prioridad en este aspecto y un problema clave que Shin deberá resolver. No en vano, República de Corea fue el equipo más goleador del Grupo A con 11 tantos, pero las diez dianas en contra que concedió —cinco veces más que Irán, el líder del grupo— no le dejaron más remedio que sufrir hasta la última jornada.

La frase
“Prepararemos el Mundial a conciencia. Soy un entrenador al que le gusta jugar un fútbol de ataque. En la cita mundialista la gente verá cuál es el verdadero potencial futbolístico de República de Corea”. 
Shin Taeyong, seleccionador de República de Corea

Aspiraciones
Los siempre ambiciosos Guerreros de Taeguk afrontarán Rusia 2018 con el objetivo claro de hacer un mejor papel que en Brasil 2014, donde no pasaron de la fase de grupos. Repetir la hazaña histórica de meterse en semifinales que lograron en Corea/Japón 2002 parece un objetivo demasiado complicado, pero los surcoreanos esperan al menos igualar su actuación de Sudáfrica 2010, cuando alcanzaron la segunda ronda por primera vez en un país extranjero.