Griegos al abordaje del éxito
© Getty Images

La recién concluida Eurocopa de la UEFA 2012 ha tenido en la selección española a un más que honorable ganador, pero la Furia Roja no ha sido el único combinado que ha cuajado un excelente torneo. Una de las sorpresas más agradables que nos ha dejado la cita continental ha sido la protagonizada por Grecia.

Además, gracias a su clasificación para los cuartos de final del certamen, el conjunto heleno ha escalado tres posiciones en la Clasificación Mundial FIFA/Coca-Cola y ocupa ya el 12º lugar, la mejor posición del campeón de Europa de 2004 desde octubre de 2011.

No obstante, el inicio del entramado griego en el campeonato fue de todo menos prometedor. Después de empatar a 1-1 en su debut con el coanfitrión Polonia y caer por 1-2 ante la República Checa, Grecia se veía con pie y medio fuera de la competición. Sin embargo, su sorprendente triunfo por 1-0 sobre Rusia, a la que muchos catalogaban de candidato tapado, en la última jornada de la fase de grupos, certificó su pasaporte para la siguiente ronda.

Santos sustituye a Rehhagel 
Allí se topó con Alemania, tricampeona mundial, que se impuso por un contundente 4-2 a una selección griega que, pese a caer eliminada, regresó a casa con el orgullo intacto. "No somos los mejores, pero los que se enfrenten a nosotros tendrán que sudar sangre para doblegarnos", avisó el seleccionador Fernando Santos en la víspera del choque contra la Mannschaft, donde también indicó cuáles eran las virtudes más destacadas de sus hombres: pasión y entrega hasta el final.

"Hemos disfrutado de cada momento y del esfuerzo diario que exige un torneo de estas características. Nos dejamos la piel en la cancha y volvemos a casa con la cabeza bien alta", afirmó Dimitrios Salpingidis al término del encuentro.

Sin duda, el cuadro griego tiene motivos para sentirse bien orgulloso, puesto que desde 2010 presenta un balance positivo más allá de los datos objetivos que muestra la Clasificación Mundial FIFA/Coca-Cola. En la Copa Mundial de Sudáfrica, la segunda a la que asistía el combinado heleno después de Estados Unidos 1994, los pupilos de Otto Rehhagel tuvieron que hacer las maletas nada más concluir la liguilla. El técnico alemán fue remplazado en el cargo por Santos.

En proceso de remodelación 
Una decisión que, con el tiempo, resultó ser acertada: con el portugués al timón, To Piratikó (el Barco Pirata) obtuvo un botín de nada más y nada menos que 17 partidos consecutivos sin perder entre agosto de 2010 y noviembre de 2011. La recompensa a semejante hazaña fue la cuarta participación helena en los cinco últimos grandes torneos internacionales. En total, Santos cuenta en su haber con doce victorias, diez empates y apenas tres derrotas en 25 encuentros. "Tenemos que ir incluyendo en el equipo a jóvenes talentos para que conformen un bloque sólido junto a los más veteranos", señaló el seleccionador, de 57 años, en su presentación. Y así lo hizo.

Grecia superó con brillantez el clasificatorio para la Eurocopa de la UEFA 2012, donde fue primera de grupo después de firmar siete triunfos y tres empates en diez jornadas. Además de permanecer invicta, también se impuso a rivales de la talla de Croacia. El único pero fue su bagaje goleador: sólo 14 dianas, el peor balance de todas las selecciones participantes en la Eurocopa. Por suerte, apenas concedió cinco tantos en contra.

Pero paralelamente a sus buenos registros en la pasada Eurocopa, la selección griega continúa inmersa en pleno proceso de remodelación. El atacante Nikos Liberopoulos y el cancerbero Kostas Chalkias ya no volverán a vestir los colores de la camiseta nacional.

Las nuevas estrellas han de consolidarse 
"Al final del partido sentí ganas de llorar, no quería abandonar el terreno de juego", declaró Liberopoulos. Para Chalkias, el adiós a la selección también fue un momento muy emotivo: "Este mes ha sido el mejor de toda mi carrera deportiva".

En estos momentos, el futuro de veteranos como Georgios Karagounis, Theofanis Gekas o el propio Kostas Katsouranis, está en el aire. El capitán, pese a perderse el duelo de cuartos de final por acumulación de tarjetas, ostenta, con 120 internacionalidades, el récord histórico de su país. "Tengo 33 años y aún no he decidido mi continuidad", manifestó Katsouranis. "Pero el Mundial de Brasil en 2014 me atrae muchísimo".

Sin embargo, y al contrario que en épocas anteriores, el futuro parece estar garantizado. Jugadores como Kyriakos Papadopoulos (20 años), Sokratis Papastathopoulos (24) o Konstantinos Fortounis (19), empiezan a despuntar en sus respectivas carreras, tanto a nivel de clubes como en el combinado nacional. "No cabe duda de que a esta selección le aguarda un gran porvenir", pronostica Sokratis. El también internacional Georgios Samaras (27), con más travesías a sus espaldas, confía en que el "Barco Pirata" conquistará objetivos aún mayores.

Viento en popa hacia Brasil
"Estoy seguro de que, poco a poco, iremos reclutando a más jóvenes valores para la ocasión. A partir de septiembre fijaremos nuestro objetivo en Brasil, y creo que todos los integrantes del equipo, así como la totalidad del pueblo griego, confían en que lleguemos a la fase final".

Eslovaquia, Bosnia-Herzegovina, Lituania, Letonia y Liechtenstein serán sus rivales en el clasificatorio mundialista, que comenzará dentro de pocas semanas. Si echamos un vistazo a la Clasificación Mundial FIFA/Coca-Cola, el conjunto heleno es el claro favorito de su grupo. "Debo reconocer que la suerte nos ha sonreído. No hay más que ver las selecciones que han quedado encuadradas en el resto de llaves", admitió Santos inmediatamente después del sorteo.

Grecia pondrá rumbo a Brasil con un viento más que favorable. Teniendo en cuenta su trayectoria de los últimos meses, podemos afirmar con seguridad que el To Piratikó está preparado para surcar las aguas más bravas y que, a priori, reúne las condiciones necesarias para hacerse con un buen botín en las costas sudamericanas en 2014.