Dos anotaciones de Madjer le dieron a Portugal la victoria por 2-3 frente a El Salvador y le permitieron adjudicarse el tercer lugar de la Copa Mundial de Beach Soccer de la FIFA Rávena 2011. El partido, jugado el 11 de septiembre, resultó muy parejo, y fue hasta el tercer periodo donde la balanza se inclinó hacia la escuadra Lusa

A diferencia del partido jugado en la instancia de grupos entre estos dos equipos, el panorama presente fue completamente diferente a aquel duelo donde Portugal no tuvo problemas para imponerse. Para El Salvador, que resultó ser una grata revelación en el torneo, hacerse del tercer sitio completaba una histórica participación; mientras que para Portugal el duelo representaba haber sido eliminado por quinta ocasión consecutiva por Brasil y disputar su tercera oportunidad por el lugar número tres. La conclusión fue igual a las ediciones del 2009 y 2009, después de haber sido eliminados en semifinales por Brasil, los Lusos se hicieron con la medalla de bronce. 

El partido fue bastante cerrado. La primera parte terminó con el marcador igualado a un gol; la segunda parte, en igualdad a dos tantos. Fue hasta la tercera parte donde Madjer rompió el equilibrio y dio el tanto que significó para su equipo llevarse el triunfo. 

El Salvador cerró una brillante participación en la justa mundialista. Saltó al terreno de juego con la motivación a tope y la esperanza de coronar su participación con el tercer puesto. Situación que se antojaba probable cuando Wilber Alvarado invitó a soñar a aquellos que apoyaban al equipo Azul. Sin embargo no pudo aguantar la ventaja y se tuvo que conformar con un nada despreciable cuarto lugar.