Copa Mundial de Clubes de la FIFA Catar 2019™

Copa Mundial de Clubes de la FIFA Catar 2019™

11 diciembre - 21 diciembre

#WeLiveFootball

El doble de Gabigol, anécdotas y solidaridad con el Flamengo

Jeferson Sales and the Famengo lookalikes
© Others
  • La llegada de Gabigol al Flamengo cambió la vida de Jeferson Sales
  • Es su doble y le llueven peticiones de los hinchas
  • Llegaron a apartar el tráfico para dejarle pasar

Hasta hace seis meses, Jeferson Sales era un desconocido incluso para sus propios vecinos. Se levantaba a las cuatro de la mañana todos los días para ir al trabajo, en una empresa de bebidas, y durante su tiempo libre “apenas salía de casa”.

Eso era antes de que la “nación de 40 millones de personas” —como se llaman a sí mismos con orgullo los aficionados del Flamengo— se diese cuenta de que Jeferson era idéntico a Gabigol, un ídolo de las gradas.

“En abril ni siquiera tenía Instagram, y ahora tengo más de 90.000 seguidores”, explica este tímido carioca a FIFA.com, con cierta incredulidad en la voz. “Hay mucha gente que me para por la calle para pedirme una foto, o para hablar. Muchísima”.

“Cuando voy a los partidos me rodea tanta gente que no puedo ir a comer ni al baño. Y no son solo los hinchas del Flamengo, también me pasa con los de otros clubes. Es muy gratificante, no puedo explicar lo feliz que me hace esto”.

Lo cierto es que él y el jugador son como dos gotas de agua, algo de lo que Jeferson se dio cuenta cuando Gabigol militaba en el Santos, hace unos años. Ahora que el carismático atacante juega en el Flamengo, cedido por el Inter de Milán, llegó la oportunidad para que se conocieran.

“Lo único que hice fue teñirme el pelo y recortarme las cejas”, confiesa Jeferson. “Ya teníamos el mismo peinado, así que nos parecíamos por naturaleza”.

“En abril fui a ver un partido al Maracaná y un periodista me pidió una entrevista. Me dio vergüenza, porque soy una persona muy tímida, y no quise hacerlo, pero me insistieron y al final se hizo viral en Internet”, recuerda.

“Eso cambió mi vida por completo. He conocido a gente que nunca había imaginado que conocería. Me entreno en la Gávea [el estadio del Flamengo] gracias al gran delantero Nunes. Los hinchas del Flamengo me están tratando con muchísimo cariño”.

“A veces me da vergüenza explicar que no soy Gabigol. Una vez una chica que estaba loca por conocerlo se me acercó llorando, emocionadísima, pensando que yo era él”.

“No tuve valor para decirle que no era Gabigol, no quería estropearle el momento. Me sentí muy mal, no me gusta mentir, pero a veces resulta complicado evitarlo”, admite.

“Otra vez llegaba tarde a un partido porque había habido un accidente en la autopista y el tráfico estaba bloqueado. Casi era la hora de que empezase. Tenía la ventana un poco abierta y un vendedor de dulces me vio, me confundió con Gabigol y le gritó a la gente que se parase y me dejase pasar. Ni siquiera tuve tiempo de explicar que no era yo, ¡tuve que lanzarme!”.

Un curioso equipo con vocación benéfica

Jeferson no es el único doble que hay en las gradas del Maracaná. Asiste a los encuentros del equipo con otros sosias de los jugadores del Flamengo, Bruno Henrique, Diego Ribas, Filipe Luís, Rafinha y Willian Arão; su técnico, el portugués Jorge Jesus; y los dobles de Alex Muralha, Lucas Paquetá, Neymar, Pará y Roberto Carlos.

“Empecé a ir al Maracaná y la gente decía: ‘tengo un amigo que se parece a fulano’. Me encontré con el doble de Diego Ribas y nos propusimos formar un equipo de dobles con la idea de ayudar a los niños necesitados”.

“Llevamos alimentos y juguetes a una institución que se ocupa de ellos, y les damos alegría a los chicos. Estamos intentando organizar un partido para conseguir alimentos”.

“Tenemos un patrocinador que se llama Reinaldo, nos ayuda mucho. Nos consigue una furgoneta para llevarnos a los partidos de fuera de casa. Algunos no trabajamos o no tenemos mucho dinero, pero ponemos en común nuestros recursos para comprar entradas y Reinaldo nos ayuda”.

Siempre que Gabigol marca, las cámaras se apresuran a enfocar a Jeferson, quien cumple imitando la celebración patentada del número 9. Y los goles de Gabigol se producen con una regularidad militar. Suma 18 en otras tantas actuaciones, y ha contribuido a que el Flamengo sea líder del Brasileirão con ocho puntos de ventaja sobre su más inmediato perseguidor.

“Es un jugador extraordinario”, reconoce Jeferson. “Se ha metido a la hinchada en el bolsillo. Siempre está en el lugar adecuado y en el momento correcto para marcar. El tiro bombeado con el que marcó ante el Santos fue increíble. Merece con creces estar en la selección nacional”.

Jeferson está convencido de que Gabigol catapultará al Flamengo a la conquista de la gloria en la Copa Libertadores y la consiguiente clasificación para la Copa Mundial de Clubes de la FIFA™. El Mengão empató a 1-1 a domicilio ante el Grêmio en el partido de ida de semifinales, y sus hinchas están deseando ya que llegue el decisivo choque de vuelta. Todos recuerdan la Copa Intercontinental de 1981, en la que el Flamengo, con un Zico absolutamente imparable, doblegó nada menos que al Liverpool.

“El Flamengo está practicando un fútbol asombroso”, señala Jeferson. “Un periodista ha llegado a decir que ‘el Flamengo ya no tiene rivales, solo víctimas’. Estoy seguro de que vamos a ganar la Libertadores”, vaticina.

“Habrá que ver cómo voy de dinero, y de trabajo, pero me encantaría ir al Mundial de Clubes. Estoy totalmente convencido de que el Flamengo le ganaría al Liverpool”, concluye.

Explora este tema

Notas recomendadas