Copa Mundial de Clubes de la FIFA Marruecos 2013

11 diciembre - 21 diciembre

Copa Mundial de Clubes de la FIFA 2013

Mohamed Youssef: "Este torneo es nuestro salvavidas"

© Others

Los obstáculos no han logrado detener el avance del Al Ahly egipcio, un club que ha plantado cara a todas las adversidades con actuaciones resolutivas en la Liga de Campeones de la CAF, de camino a la que podría convertirse en su octava corona continental, con la que ampliaría su propio récord. El Al Ahly, defensor del título, estuvo imperial en el Grupo A, que lideró con 11 puntos en seis partidos, tras perder uno sólo y anotarse una estimulante victoria por 4-2 contra el Zamalek, su rival de El Cairo. Con un empate 1-1 en la ida de las semifinales, a domicilio contra el Coton Sport, ha vuelto a dejar claro que tiene la intención de conservar el cetro de la Liga de Campeones y hacerse de nuevo con una plaza en la Copa Mundial de Clubes de la FIFA, que a finales de año se disputará en Marruecos.

El hecho de que los Diablos Rojos hayan llegado relativamente ilesos a estas alturas de la máxima competición de clubes del continente ha maravillado a su escéptica afición, pues su labor se ha visto obstaculizada por el nuevo parón del campeonato egipcio, que los ha condenado a la inactividad en su país. Pese a que la actual inestabilidad política de Egipto ha dejado al Ahly sin la posibilidad de disputar regularmente partidos oficiales, el club parte como favorito para anotarse la victoria contra el representante camerunés este fin de semana y clasificarse para la final. Su entrenador, el debutante Mohamed Youssef, ha conseguido que su equipo mantuviera un altísimo nivel contra rivales que gozan de una mayor estabilidad competitiva.

“Las excusas están prohibidas en nuestro club”, ha declarado Youssef en su entrevista con FIFA.com. “Todos los jugadores saben lo que significa representar al Ahly, y conocen bien sus responsabilidades. Procuramos en todo momento convertir lo negativo en positivo”.

La Liga de Campeones, una tabla de salvación
El ex defensa del Ahly se hizo con las riendas del equipo tras la marcha de Hossam El Badry, quien la temporada pasada dirigió al club hasta la conquista de su séptimo trofeo de la Liga de Campeones a expensas de un rival del norte de África, el Esperance tunecino. Cuando Youssef accedió al puesto de entrenador de la entidad más laureada de Egipto y de África, recibió el encargo de mantener la hegemonía en la nación y en el continente.

Sin embargo, pocos meses después de su llegada, se canceló el campeonato nacional, lo que complicó el trabajo de preparar al equipo para plantear una candidatura firme a la más lucrativa Liga de Campeones. “El parón del fútbol nacional ha sido uno más de los muchos problemas que se nos han presentado, pero estábamos resueltos a superarlo. Queríamos mantenernos en la Liga de Campeones porque era la única competición que podíamos disputar”, informa Youssef.

“No sabemos qué pasará con los campeonatos nacionales. No estamos seguros de que se vaya a disputar la Copa de Egipto, y ni siquiera cuando organizas un amistoso sabes si se llegará a jugar. Eso significa que sólo nos queda la Liga de Campeones. Para nosotros es un salvavidas. Nuestra gran motivación ha sido mantenernos en ella”.

Youssef explica que no le ha quedado otra opción que recurrir a amistosos de poco relieve para acortar la diferencia entre la forma física de su equipo y de los demás contrincantes en la Liga de Campeones, una estrategia que, está convencido, les sirvió para sobrellevar la crisis. “Tratamos de aprovechar al máximo los amistosos para mantener el ritmo, pero nunca se pueden comparar con los partidos oficiales, en los que estás obligado a conseguir buenos resultados”, añade.

La cancelación de la liga no ha sido el único obstáculo que ha amenazado con descarrilar la marcha del Ahly. El equipo ha sufrido la ausencia de varios jugadores importantes y se ha visto obligado a jugar fuera de El Cairo, sin el aliento de su entusiasta hinchada. El Ahly ha disputado los encuentros en casa de la Liga de Campeones en El-Gouna, un centro vacacional situado a orillas del mar Rojo, a unos 430 kilómetros al sur de El Cairo, debido a los continuos problemas de seguridad en la capital. La mayoría de esos encuentros se jugaron a puerta cerrada.

“No estábamos acostumbrados al campo ni al clima de Gouna, pero conseguimos aclimatarnos. Algunos de nuestros hombres más desequilibrantes nos han abandonado: Hossam Ghaly fichó por el Lierse, Mohamed Barakat se ha retirado, Emad Meteab está lesionado y Mohamed 'Gedo' se marchó al Hull City”, se lamenta Youssef. “Pero tenemos un dicho: ‘todos los que llegan representan al Ahly’. Significa que, aunque uno o dos jugadores estén ausentes y debamos atravesar una etapa difícil, todo el que vista la camiseta del Ahly juega para el club y, por consiguiente, debería estar a la altura”.

¿De nuevo contra el Esperance?Con la ventaja de un gol a domicilio en la ida contra el Coton Sport, el Ahly es el gran favorito para conseguir el pase a la final, donde podría esperarle el Esperance tunecino. Ambos rivales se han enfrentado seis veces en los últimos tres años, incluida la final del año pasado, que ganó el Ahly por 3-2 en el global de la eliminatoria. El Esperance registró un empate sin goles en el campo del Orlando Pirates en la ida de la otra semifinal.

Lógicamente, Youssef se niega a unirse al coro de los cálculos y suposiciones que resuena ya por todo el continente sobre la posible reedición del emparejamiento. “Con los debidos respetos a los que hablan de un posible enfrentamiento con el Esperance, a mí me parece excesivamente prematuro. No está bien hablar de eso cuando todavía nos queda un partido contra un rival tan bueno y complicado como el Coton Sport”, puntualiza.

Youssef insistió, además, en que este Ahly no ha perdido el hambre por la Copa Mundial de Clubes de la FIFA, pese a que ya ha participado en cuatro de las nueve ediciones celebradas hasta la fecha. “Contamos con jugadores jóvenes que tienen muchísimas ganas de jugar por primera vez en el Mundial de Clubes, y quienes ya ha participado en la competición quieren volver”, revela. “Los más veteranos, que estuvieron presentes en las cuatro participaciones, son conscientes de que la edición de Marruecos podría ser su última oportunidad de figurar en el certamen. El Ahly aspira siempre a los primeros puestos en todo”.

Explora este tema

Notas recomendadas

Copa Mundial de Clubes de la FIFA 2013

Marruecos 2013: Sorteo oficial

09 oct. 2013

Copa Mundial de Clubes de la FIFA 2013

Liga de Campeones de África: Al-Ahly 4-2 Zamalek

15 sep. 2013

Copa Mundial de Clubes de la FIFA 2013

Liga de Campeones CAF: Al-Ahly 2-1 Leopard's

31 ago. 2013

Copa Mundial de Clubes de la FIFA 2013

Entre los campeones y la tecnología de la línea de meta

09 oct. 2013