"Estoy muy feliz, porque seguimos mostrando que somos un gran equipo, que ha sabido dar secuencia al trabajo realizado en la Euro 2008. Siempre dejamos claro que nuestro objetivo hoy era alcanzar otra victoria, sin importar qué jugadores utilizáramos. La primera fase ha sido espectacular para nosotros, pero seguramente ahora nos tocan los desafíos más difíciles. Espero que esta Copa Confederaciones entre para la historia por el buen juego presentado por los equipos, y creo que España, Brasil, Italia y Egipto están haciendo su contribución para ello".
Vicente Del Bosque, seleccionador de España.

"El resultado no ha sido bueno, pero afortunadamente llegamos a semifinales gracias a los resultados anteriores. La clasificación para semifinales es espectacular para Sudáfrica y un paso muy importante de cara a nuestra preparación para el Mundial de 2010. Hemos podido pasar unos cuantos días juntos, concentrados, y eso es fundamental. Hemos entrado a la cancha siempre para ganar y anotar goles, diferente de Irak, y creo que esa fue la clave para nuestra clasificación".
Joel Santana, seleccionador de Sudáfrica.

"Obviamente nos gusta mucho saber que estamos haciendo historia con los últimos hitos y récords, pero no me interesa la discusión sobre si tenemos o no el mejor equipo del mundo en la actualidad. Eso dejo para los demás: a nosotros nos toca seguir trabajando con humildad y conscientes de los desafíos que tenemos por delante, como la semifinal, que seguramente será un partido bastante más tenso y complicado que los que hemos tenido hasta ahora".
Xavi, Jugador Budweiser del Partido, mediocampista de España

"Alcanzar el pleno de puntos en la primera fase era uno de nuestros objetivos al llegar a Sudáfrica y estoy contento de que lo hayamos logrado, sobre todo de la manera en que lo hemos hecho: practicando un fútbol ofensivo e igualmente sin encajar siquiera un gol".
David Villa, delantero de España.

"Hemos jugado sencillamente con el mejor equipo del mundo, contra el cual un solo minuto de desatención te pasa factura. Tuvimos ese rato de desatención luego de que ellos perdieran el penal y desafortunadamente eso nos costó caro. Pero al fin y al cabo hemos logrado el que era nuestro principal objetivo en este torneo: llegar a semifinales. A partir de aquí, ya sabemos que será durísimo, pero lo enfrentaremos con muchas ganas y mucha confianza".
Steven Pienaar, mediocampista de Sudáfrica.

"El resultado tiene un sabor dulce y amargo a la vez. Claro que superar la fase de grupos era lo fundamental para nosotros, pero no es agradable depender de que otros equipos te hagan un favor. Pero fuimos nosotros los que nos pusimos en dicha situación y ahora nos toca únicamente agradecer a Nueva Zelanda por habernos ayudado a pasar a semifinales".
Matthew Booth, defensor de Sudáfrica.