Los seleccionados de Sudáfrica e Irak igualaron 0-0 en su debut en la Copa FIFA Confederaciones 2009, en un partido disputado el domingo 14 de junio en el Estadio Ellis Park de Johannesburgo. El empate sin goles fue el primero registrado en un partido inaugural del certamen, y dejó a ambos conjuntos con 1 punto en el Grupo A.

La emoción reinante en un Ellis Park lleno de color pareció condicionar al local en una primera mitad sin mayores emociones. De hecho, la ansiedad y los nervios reinantes en el local quedaron expuestos en la temprana amonestación a Thembinkosi Fanteni por una falta fuerte sobre Karrar Jasim (1').

En lo que a oportunidades de gol respecta, quedaron pocas por resaltar: un remate de Jasim fácilmente dominado por Itumeleng Khune (5') y otro de Bernard Parker que fue a parar a las manos de Mohammed Kassid (11'). El futbolista más claro de los Bafana Bafana fue Teko Modise, quien intentó conducir los hilos en la ofensiva. Justamente, una buena acción colectiva por la banda derecha derivó en Macbeth Sibaya, otro jugador destacado en el local, quien exigió a Kassid con un estupendo remate de pierna derecha (14').

Los iraquíes sufrieron el asedio sudafricano en el inicio del complemento y volvieron a depender de su portero, quien respondió bien ante un remate venenoso y cruzado de Bernard Parker (50'). Sin embargo, cuando parecía que los Bafana Bafana sacudirían la red, el equipo de Bora Milutinovic se acomodó en defensa y durmió el trámite ante un combinado que se volvió impreciso en los metros finales.

La presión volvería en los últimos 15 minutos de juego. Primero lo perdió Fanteni, quien anticipó a todos, pero sin puntería, en un tiro de esquina ejecutado por Modise (74'). Luego fue Kassidi quien se lució dos veces, en un mano a mano ante el ingresado Katlego Mashego (78') y tras un buen remate alto de Parker (80'). Pero la acción increíble de la jornada se produjo minutos más tarde, cuando Kagisho Dikgacoi cabeceó al gol tras una salida en falso de Kassid. Pero el balón, con destino de gol, se topó accidentalmente con un desprevenido Parker antes de volver al arquero (84'). No habría tiempo para más, por lo que ambos debieron contentarse con un punto en su debut.

En la próxima jornada, a disputarse el 17 de junio, Irak se medirá a España y Sudáfrica a Nueva Zelanda.