Fútbol mundial

Martins y Mauritania, más cerca de la proeza

(African Football Media)
Players of Mauritania national team pose with national coach Corentin Martins and President Ahmed Ould (Photo courtesy of FFRIM)
© FIFA.com

A falta de dos jornadas para la conclusión de la competición preliminar de la Copa Africana de Naciones de la CAF Gabón 2017 y en contra de todos los pronósticos, Mauritania tiene a tiro la clasificación para la cita continental. Sin embargo, lo más sorprendente es que la selección de este país magrebí de cuatro millones de habitantes ha logrado esta proeza en el Grupo M, donde, además de Gambia, compiten también Camerún y Sudáfrica, dos combinados que ocupan posiciones mucho más elevadas que los mauritanos en la Clasificación Mundial FIFA/Coca-Cola.

Tras cuatro jornadas, sorprendentemente, Mauritania es segunda en la tabla del Grupo M a sólo un punto del líder Camerún, pero con cuatro de ventaja sobre Sudáfrica y cinco sobre Gambia. El principal artífice del gran momento del conjunto magrebí es su seleccionador, el exinternacional francés Corentin Martins, de 46 años, que dialogó con FIFA.com acerca de este éxito sin precedentes en la historia de Mauritania y sobre las posibilidades de que el sueño de la clasificación acabe haciéndose realidad.

Martins, que se inició como entrenador en el Quimpérois, un club de las divisiones inferiores del fútbol galo, y dirigió posteriormente al Brest en calidad de técnico interino, emprendió la aventura africana en octubre de 2014, cuando se hizo cargo de la modesta Mauritania, una selección que siempre ha desempeñado un papel secundario a escala continental.

Aunque en el arranque de la competición preliminar cayó por 1-0 en su visita a Camerún, Mauritania no se lo puso fácil a los Leones Indomables, que se hicieron con los tres puntos gracias a un gol de Vincent Aboubakar en el último suspiro. Aquel partido dejó claro que la selección mauritana era un rival a tener muy en cuenta. Martins prefirió tomarse con filosofía aquella derrota in extremis que privó a su equipo de un punto que habría valido su peso en oro. “Normalmente, este tipo de cosas se acaban compensando. Debemos ser honestos y reconocer que el equipo no generó mucho peligro a lo largo del partido y que la victoria de Camerún fue un resultado que se puede considerar justo”, explica. “En cambio, a finales de marzo le ganamos a Gambia [2-1] gracias a un gol en el tiempo de descuento. Si hay algo que realmente lamento es lo ocurrido en el partido de la segunda vuelta en Gambia, donde tuvimos oportunidades para ganar, pero no las aprovechamos y acabamos empatando 0-0”, añade.

Según Martins, tras el buen papel realizado en la visita a Camerún, el segundo partido de la competición preliminar —que se celebró en septiembre de 2015 y se saldó con victoria mauritana frente a Sudáfrica por 3-1— supuso un punto de inflexión para el equipo. “Marcamos dos goles en los últimos 15 minutos después de que nos empatasen. Ese partido cambió las cosas y es una referencia para nosotros”, revela.**

La hora de la verdad
Sólo el campeón de cada grupo se clasifica de forma directa para la cita continental, así que los pupilos de Martins quieren el primer puesto, y lo cierto es que dependen de sí mismos para lograrlo, ya que reciben a Camerún a principios de junio. El seleccionador revela que todo el país espera con impaciencia este importante compromiso. “Todo el mundo está como loco ante la inminencia del partido. Los aficionados no dejan de hablar sobre el duelo y son conscientes de que un triunfo nos permitiría afrontar desde el primer puesto la difícil visita a Sudáfrica que nos espera a principios de septiembre. En cualquier caso, el equipo sabe que será muy difícil, porque Camerún es un gran equipo que cuenta con muchas estrellas”, advierte.

Martins, que jugó la Eurocopa 1996, pero cuyo protagonismo con la selección francesa se vio limitado posteriormente por la competencia en el centro del campo con un tal Zinedine Zidane, reconoce que tiene grandes esperanzas depositadas en su equipo. “Sigo pensando en la clasificación, por supuesto. No esperábamos tener tantos puntos después de cuatro jornadas. Lógicamente, Camerún y Sudáfrica partían como favoritos en este grupo”, asegura el técnico.

Alcanzar los recientes éxitos no ha sido una empresa fácil para Mauritania, que se ha embarcado en un proceso de desarrollo del fútbol por todo el país. Los resultados empezaron a mejorar cuando el equipo, entrenado entonces por Patrice Neveu, se clasificó para el Campeonato Africano de Naciones de la CAF 2014, el primer certamen continental en la historia del combinado magrebí. La competición, en la que participan únicamente futbolistas que juegan en la liga de su respectivo país, constituyó una buena muestra de la evolución del fútbol mauritano, cuyos logros recientes se basan en el uso de futbolistas radicados en este país del noroeste de África.

Adama Ba, posiblemente el jugador mauritano de mayor proyección internacional, declaró este año que prefiere no entrar en los planes del seleccionador porque quiere centrarse en su carrera con el Auxerre francés. Martins asegura que Mauritania se las arreglará sin Ba, pero que, de todas formas, las puertas de la selección están abiertas para cualquier jugador radicado en el extranjero que pueda resultar útil para el equipo. “No tenemos una lista larga de jugadores que jueguen en otros países y algunos de ellos han preferido apostar por Francia, lo cual supone una decisión comprensible. En cualquier caso, por lo que a mí respecta, yo sigo buscando jugadores que puedan reforzar el equipo, ya que forma parte de mi trabajo”, concluye.

Notas recomendadas

Guinea-Bissau national team

Clasificación Mundial

Guinea-Bissáu, más fuerte que nunca

28 abr. 2016

Egypt's Mohamed Saleh (R) and Nigeria's Stanley Amuzie jump for the ball

Copa FIFA Confederaciones

Marruecos clasifica y Nigeria queda afuera

30 mar. 2016