Clasificación Mundial FIFA/Coca-Cola

Clasificación Mundial

Kosovo y las expectativas de un futuro brillante

© Getty Images
  • Ujkani, capitán kosovar, nos habla de su selección
  • Kosovo ocupa su mejor puesto en el ranking de la FIFA
  • "Estaremos entre las 100 mejores dentro de pocos meses"

Ya han pasado casi diez años y medio desde que Kosovo declaró su independencia, pero tuvieron que pasar ocho años más hasta que el Congreso de la FIFA abriera las puertas de la familia del fútbol a este pequeño país europeo.

Es octubre de 2018 y Kosovo ha superado algunos hitos y se encuentra en una buena racha de resultados. Si bien quedó muy lejos de clasificarse para la Copa Mundial de la FIFA 2018™ —quedó encuadrada con selecciones del calibre de Croacia, a la postre subcampeona, la también mundialista Islandia, Turquía, Ucrania y Finlandia—, su botín de apenas un punto en el clasificatorio es más que comprensible. Kosovo no logró ninguna victoria en diez jornadas y solamente pudo empatar ante los finlandeses.

"Hay que pensar que, al principio, no teníamos absolutamente nada. Nuestra federación ha hecho un trabajo extraordinario en los últimos tiempos. Nuestro estadio ya es apto para la competición y, además, tenemos nuestra propia liga", explica a FIFA.com Samir Ujkani, capitán y jugador con más internacionalidades de su país, sobre la situación de su selección. "Ahora ya podemos desarrollar una idea de juego y nuestros futbolistas tienen cada vez más experiencia".

De hecho, el combinado kosovar sigue escalando puestos en la Clasificación Mundial FIFA/Coca-Cola, y en la última actualización se ha situado en el 138º (+3), su mejor posición hasta la fecha. A ello cabe sumar su primer triunfo en un partido oficial, que llegó contra las Islas Feroe (2-0). Además, también superó a Malta (3-1), empató a cero contra Azerbaiyán y a uno contra las Islas Feroe en su segundo duelo.

En la Liga de Naciones de la UEFA, la selección dirigida por Bernard Challandes —quien relevó en el cargo a Albert Bunjaku hace alrededor de un año— se mantiene imbatida en el Grupo 3 de la Liga D, donde marcha líder y sueña con ascender a la Liga C.

"Podemos estar muy satisfechos. Creo, incluso, que estaremos entre las 100 mejores dentro de pocos meses. Ese es nuestro objetivo principal. Después, ya nos plantearemos otras metas".

"Mi labor consiste, principalmente, en mantener alta la moral. Si andamos bien de moral, sacamos buenos resultados. A corto plazo también se pueden hacer las cosas de otra manera, pero a largo plazo debemos jugar siempre como un equipo y procurar que haya entendimiento. Cuando los jugadores más jóvenes se quedan en el banquillo, voy a hablar con ellos y me preocupo de que haya buen ambiente. Somos como una familia. Dentro de dos o tres años, Kosovo estará capacitada para quedar en primera posición de un grupo de clasificación para un gran torneo".

La Eurocopa de 2020 es un sueño que podría hacerse realidad. "Al principio, nuestros aficionados estaban impacientes y pensaban que quedaríamos primeros de nuestro grupo de clasificación mundialista", recuerda el arquero del Çaykur Rizespor, de la primera división turca.

"Pero, lógicamente, nadie podía esperar que lo consiguiéramos. Estamos inmersos en un importante proceso de aprendizaje: aprendemos cuándo debemos atacar y cuándo debemos echarnos atrás. En el choque contra Azerbaiyán de hace unas semanas, hubo unos minutos en los que nos dedicamos exclusivamente a despejar el balón para sobrevivir a una fase de presión del rival. Esa experiencia significó para mí, y para el equipo, una lección importante. Cada vez asumimos menos riesgos y encontramos con más asiduidad el equilibrio entre el ataque y la defensa".

"Contar con una liga propia nos ayuda muchísimo. Los futbolistas van asumiendo cada vez más responsabilidad y se les exige más en sus clubes. La selección sale beneficiada de ello".

Estar entre las 100 mejores es un objetivo, y clasificarse para la Eurocopa, otro. Las metas están fijadas y las expectativas van cobrando forma.

Kosovo crece a pasos agigantados y Ujkani, de 30 años, confía en enfrentarse algún día a un gran rival: "¡Brasil o Argentina! A las selecciones europeas te las puedes encontrar en el clasificatorio para la Eurocopa, pero medirnos a Lionel Messi, Neymar y otras estrellas del fútbol mundial sería un momento inolvidable para nuestro país".

Explora este tema

Notas recomendadas