Clasificación Mundial FIFA/Coca-Cola

Clasificación Mundial

Moriyasu se afana por sentar las bases del futuro

© Getty Images
  • La remozada selección japonesa es ahora 27ª del mundo
  • Ocupa su mejor puesto en el escalafón de la FIFA desde 2014
  • Nos fijamos en tres jugadores con el potencial de guiar al equipo

La convocatoria de la selección japonesa para la Copa Asiática 2019 supuso una auténtica revolución en el plantel. A pesar de la clasificación para la ronda de octavos de final de la Copa Mundial de la FIFA Rusia 2018™ seis meses antes, el anuncio de la lista del nuevo seleccionador, Hajime Moriyasu, fue toda una declaración de intenciones.

Tan solo once de los integrantes de su equipo habían viajado a la cita mundialista, y muchos de los ausentes eran figuras destacadas del fútbol japonés de la última década, como Shinji Kagawa, Shinji Okazaki, Eiji Kawashima, Makoto Hasebe, y Keisuke Honda.

Estos dos últimos habían puesto fin a su carrera como internacionales, y si bien los veteranos Yuto Nagatomo y el capitán, Maya Yoshida, estuvieron presentes en el combinado que ganó por última vez una final de la Copa Asiática (la de 2011), los que dijeron adiós contemplaban un nuevo amanecer para el país del sol naciente.

“Aunque haya terminado mi trayectoria en la selección”, reflexionó Honda tras el revés sufrido ante Bélgica, “estoy contento, porque hay muchos jóvenes que vienen pidiendo paso y creo que escribirán una nueva historia para el fútbol japonés”.

La derrota por 3-1 a manos de Qatar en la final de la Copa Asiática sorprendió a muchos, pero no impidió que los nipones ascendiesen al puesto número 27 de la Clasificación Mundial Masculina FIFA/Coca-Cola, el más alto que ocupan desde 2014.

“Creo que este torneo va a proporcionarnos una base con la que construir un equipo para el futuro”, señaló Moriyasu después del choque por el título. “Ahora quiero que los jóvenes conserven el afán por mejorar”.

Nos fijamos pues en tres de los futbolistas que están llamados a conformar la columna vertebral del cuadro japonés en esta nueva etapa.

© AFP

Ritsu Doan

Centrocampista ofensivo, 20 años, Groningen (Países Bajos)

Doan es uno de los hombres cuyo debut ya llevaba un tiempo reclamando la afición. Fue elegido mejor jugador del Campeonato Asiático Sub-19 que ganó Japón en 2016, y posteriormente mejor futbolista joven de Asia, pero no se contentaba en absoluto con su desempeño, lo que refleja las altas metas que se marca.

Y cumplió con creces en su actuación en la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA Corea 2017, al anotar tres goles con el conjunto que alcanzó los octavos de final. Su capacidad de regate en los espacios cortos y su excepcional zurda hicieron de él una amenaza constante para los adversarios.

El potencial que exhibió en esas pruebas ya se está plasmando. Ha firmado un traspaso definitivo al Groningen neerlandés después de una cesión más que satisfactoria y vio puerta dos veces en la Copa Asiática. En el torneo continental, uno de sus goles fue el crucial tanto de penal que dio el triunfo a los suyos contra Vietnam en cuartos. Su inventiva, su aplomo y su enorme calidad pueden convertirlo sin lugar a dudas en una figura fundamental de la nuevaalineación.

© Getty Images

Takehiro Tomiyasu

Defensa, 20 años, Sint-Truiden (Bélgica)

Aunque sea un elemento algo menos explosivo en los _Samuráis Azules _de Moriyasu, es posible que su contribución a la campaña de Japón rumbo a la final en Emiratos Árabes Unidos fuese todavía mayor.

Formó un tándem impresionante con Yoshida en el eje de la retaguardia, y después de que todo el equipo ofreciese un rendimiento dispar en su estreno, contra Turkmenistán (victoria por 3-2), apenas se recibió un gol más antes de la final.

La aportación más recordada de este imponente central en Corea 2017 había sido un gol en propia meta en su primer compromiso, frente a Sudáfrica, pero este mes de enero protagonizó titulares mucho más positivos. El gol de cabeza que materializó tras imponerse en el salto ante Arabia Saudí puso a Japón en cuartos, y su presencia se hizo notar constantemente en los dos extremos del terreno de juego.

© Getty Images

Takumi Minamino

Delantero, 24 años, Red Bull de Salzburgo (Austria)

El inicio de la carrera como internacional de Minamino no ha sido todo lo constante que él hubiese querido. Los siete minutos de que dispuso en 2015 —después de su marcha a Centroeuropa— fueron prácticamente un espejismo, pero ahora parece haberse hecho ya un hueco en el equipo, tras un regreso sensacional el año pasado. Cuatro goles en cinco partidos para poner fin a 2018 lo situaron como favorito para figurar en la convocatoria de la Copa Asiática.

Y una vez allí, en un equipo que practicó de forma quizás más funcional aún el ya tradicional estilo de movimientos y pases rápidos de Japón, Minamino se mostró como una opción infatigable en la punta de ataque. Se multiplicó para acosar constantemente a los defensores contrarios, recordando en muchos aspectos a Shinji Okazaki, y se reveló como un complemento ideal para Yuya Osako y Yoshinori Muto.

Su valía quedó patente en la semifinal, frente a Irán, en la que utilizó su rapidez mental para continuar el juego cuando el balón ya parecía perdido y habilitar a Osako, quien inauguró el marcador, para luego forzar el penal del segundo tanto, que también transformaría su compañero. Su impecable resolución para sortear la salida del arquero dentro del área en la final devolvió las esperanzas a Japón durante el choque, y los hinchas confían en poder seguir disfrutando de su juego en el futuro.

Explora este tema

Notas recomendadas

Clasificación Mundial FIFA/Coca-Cola

Espectacular ascenso de Qatar

07 feb. 2019

Clasificación Mundial Femenina FIFA/Coca-Cola

La gran campanada de Fiyi y su reflejo en el Ranking

04 feb. 2019

Clasificación Mundial

Curazao desafía la lógica

31 ene. 2019

Clasificación Mundial

El año de ensueño de El Salvador

17 ene. 2019