El australiano North busca revancha
© AFP

Posiblemente Argentina no haya pasado por alto la convocatoria de Jade North como uno de los jugadores mayores de 23 años que representarán a Australia, rival suyo en la fase de liguilla, en el Torneo Olímpico de Fútbol masculino.

En Atenas 2004, North formó parte del combinado australiano que acabó siendo el rival más complicado del certamen para Argentina, futura medallista de oro. Y también fue el más destacado de su equipo en aquel encuentro.

"Sí que les hicimos sudar. Debimos haber obtenido un buen resultado en aquel partido", recuerda North, ansioso por desquitarse cuando los Olyroos vuelvan a medirse a Argentina en Shanghai. "Ellos querrán ganar, ¡pero nosotros estaremos más cerca de jugar en casa que ellos!".

En la cita griega North ocupó el lateral derecho, aunque ahora actúa como defensa central tanto con su club como en la selección. En calidad de capitán del Newcastle Jets, en febrero levantó el trofeo de la A-League de 2008, y el sensacional rendimiento que viene mostrando con su equipo le ha valido convertirse en un fijo de la formación absoluta australiana en la competición preliminar de la zona asiática.

Ahora, el zaguero de 26 años será uno de los integrantes de la expedición que viaje a China, y es el único de los Olyroos que ya ha competido en unas Olimpiadas. ¿Qué consejo les da a sus compañeros más jóvenes? "Les diré que disfruten del acontecimiento, y no sólo del aspecto futbolístico", explica North.

Con la experiencia que atesora de 2004, North está en una posición inmejorable para evaluar las opciones que tiene el conjunto actual. "En 2004, contábamos con la veteranía de [Craig] Moore y [John] Aloisi, y Tim [Cahill] ya estaba en pleno despegue", observa, refiriéndose a los jugadores que superaban el límite de edad de aquel entonces. "Esta vez, no hay tanta diferencia entre nosotros [los mayores de 23 años] y los demás. Pero esta plantilla es potente en todas sus líneas. Tiene velocidad, técnica y es psicológicamente fuerte. Y Arnie [Graham Arnold] lleva mucho tiempo con ellos".

Lustre europeo
Aunque el equipo está compuesto principalmente por jugadores de la liga nacional, tampoco carece de experiencia en Europa, y North considera que la contribución de hombres como James Troisi y Trent McLenahan, que militan en clubes ingleses, supondrá un beneficio.

"Yo creo que James es un jugador sobresaliente, sabe lo que es el máximo nivel. Y Trent es un defensa de garantías. La colocación de los europeos es algo mejor, y tienden a pensar un poco más rápido".

¿Ambiciona el propio North, al que muchos analistas australianos consideran el mejor defensor de la A-League, dar el salto a Europa? "Por supuesto. Las Olimpiadas representan una oportunidad perfecta para mí", confirma. "Claro que quiero fichar por un club europeo. Pero si no sucede, tampoco pasa nada".

Mark el artillero
La inclusión de North en la lista permitirá al capitán, Mark Milligan, que jugó de central durante la fase de clasificación, subir al mediocampo. Graham Arnold explicó sus motivos hace poco, tras un partido de ensayo. "Me gusta mucho Mark en el puesto de volante de contención. Es muy bueno con la pelota, puede romper el juego y también hacer un fútbol muy bueno. Cuando nos enfrentemos a Argentina, él será quien se encargue de [Juan Román] Riquelme".

Milligan sorprendió agradablemente con su faceta rematadora en la fase previa, anotando goles vitales de cabeza contra Irak y la RPD de Corea en la última ronda del torneo clasificatorio asiático para las Olimpiadas. Él y otro defensa, Adrian Leijer, se mostraron especialmente peligrosos en acciones a balón parado, y todos sus rivales de Asia pueden confirmar que los Olyroos son temibles en el juego aéreo.

Arnold ha recalcado que la resistencia y la capacidad física de sus discípulos van a suponer un problema para los oponentes, aunque ha admitido que todavía queda trabajo por realizar a ese respecto. "Estamos en torno al 75% de donde quiero que estemos, en cuanto a forma física", ha señalado. "Pero no quiero que alcancemos nuestro máximo nivel ahora... ¡sino al llegar a China!".