Canadienses e iraníes firmaron tablas en un partido sin dueño claro correspondiente a la segunda fecha del Grupo E y disputado en el estadio Sheikh Rashid de Dubai. Con este resultado, los canucks suman ya 17 partidos seguidos sin ganar en una Copa Mundial Sub-17 de la FIFA.

En un encuentro muy igualado, los iraníes tuvieron mejores ocasiones en la primera mitad, y supieron aprovechar una de ellas para ponerse por delante en el marcador. Un saque de banda fue el inicio de la jugada del gol de Ar Mazloum, que batió al arquero canuck con un potente tiro desde fuera del área (0-1, 9').

Una parte para cada equipo
Los norteamericanos intentaron igualar la contienda, pero sin éxito, mientras que los persas pudieron irse al descanso con una renta mayor. Sin embargo, el goleador Mazloum, por dos veces, y su compañero Saeid Ezatolahi, marraron sus ocasiones.

Ya en la segunda mitad, Canadá obtuvo el premio a sus esfuerzos al aprovechar Jordan Hamilton un despiste de la zaga iraní para empatar (1-1, 48'). El conjunto persa no acusó el golpe, y las fuerzas siguieron igualadas, si bien los iraníes tuvieron más y mejores ocasiones en los últimos minutos, incluídos dos balones al palo, para cambiar un marcador que ya no se movió.

Tras este resultado, Canadá se medirá ahora a Argentina en la tercera jornada de su grupo, mientras Irán se enfrentará a Austria. Ambos partidos tendrán lugar el 25 de octubre.