Costa de Marfil logró su primera victoria en la Copa Mundial Sub-17 de la FIFA EAU 2013 al golear 0-3 a Nueva Zelanda, que concluye su participación con 0 puntos en su casillero y una sequía goleadora en esta competición que ya dura 544 minutos. El partido, correspondiente a la última jornada del Grupo B, se disputó el 23 de octubre en el estadio Mohammad Bin Zayed de Abu Dhabi.

Los Elefantes fueron dueños y señores de un encuentro que pudo haber terminado con una goleada mayor de no ser por el arquero kiwi Zac Speedy. Los africanos gozaron de una primera ocasión en las botas de Meite Yakou (3'), y mediada la primera mitad abrieron el marcador tras rematar Moussa Bakayoko un buen centro desde la derecha de Kouame N Guessan (0-1, 25'). La situación se le complicó aún más a Nueva Zelanda por la expulsión de Nick Forrester (34').

Ya en la segunda mitad, con los kiwis acusando la inferioridad numérica, Costa de Marfil redondeó su triunfo. A los pocos minutos de la reanudación, Bakayoko hizo el segundo en su cuenta de un potente disparo frente al que poco pudo hacer el arquero rival (0-2, 48'). Los africanos siguieron atacando para marcar el tercero, pero Speedy se empleó a conciencia y el tanto no llegó hasta los instantes finales (0-3, 85').

Este triunfo permite a Costa de Marfil clasificarse a los octavos de final como uno de los mejores terceros de grupo del torneo, mientras que Nueva Zelanda dice adiós.