"Sabíamos que sería el partido más difícil del Mundial. Los dos tuvimos oportunidades, pero desafortunadamente nosotros no las aprovechamos como ellos. Esa fue la diferencia, pero así es el fútbol. Creo que tras el segundo empate teníamos el partido controlado, pero nos sorprendió el tercer gol. Estamos tristes de no alcanzar la final, que era nuestro objetivo, pero esto no se terminó. Queremos ser terceros".
Mario Arteaga, seleccionador de México.

"Los equipos dimos lo mejor que teníamos. Démosle crédito a México por su actuación y el nivel de juego que exhibieron. Estamos felices de jugar la final y tener la posibilidad de defender el título mundial. Malí es otro gran equipo, no por nada son los campeones de África. Va a ser un desafío muy interesante".
Emmanuel Amuneke, seleccionador de Nigeria.