Alemania cumplió con los pronósticos y se convirtió en la primera anfitriona en alzarse con el título de la Copa Mundial Femenina Sub-20 de la FIFA 2010 en una disputada final frente a Nigeria por 2-0) con un tanto al comienzo del partido de su goleadora Alexandra Popp y otro sobre la hora de Osinachi Ohale en propia meta, tras un remate de cabeza de Kim Kulig.

La selección anfitriona no podía desear un ambiente mejor. Con un estadio abarrotado en Bielefeld y con todo a favor, pronto tomaron las riendas del partido para ir directa a por el primer gol. Prácticamente en la primera ocasión de ataque, Alexandra Popp ganó un balón de cabeza en medio del campo rival para ceder a Dzenifer Marozman que controló y avanzó unos metros. En seguida devolvió a su derecha hacia el desmarque de Popp, que ganó en velocidad a su defensa y sobre el vértice del área picó el balón ante la salida de Alaba Jonathan, que nada pudo hacer para evitar la caída de su portería (1-0, 8’).

Las nigerianas no se vinieron abajo e intentaron penetrar por las bandas, con Desire Oparanozie y Esther Sunday creando problemas a la zaga germana. Alemania continuaba siendo peligrosa a balón parado con Kim Kulig (19’) y Popp (21’) como protagonistas.

Ibere Orji, que hasta el momento no había aparecido, decidió cambiar de banda y estuvo cerca del empate. En una jugada personal pegada a la línea de fondo intentó sorprender con un disparo alto que forzó la intervención de Almuth Schult (28’). Nigeria siguió buscando la igualada y la tuvo cerca con otro disparo ajustado de Oparanozie desde la izquierda, casi sin ángulo, que pasó rozando el palo derecho de Schult (34’). Las ocasiones se sucedían en una y otra portería. La primera mitad acabó con 18 remates al arco.

La sentencia se hace de rogar
La segunda mitad arrancó con mayor empuje germano, pero las anfitrionas no se habían encontrado hasta ahora con unas rivales tan aguerridas. Popp estuvo cerca del segundo con un remate de cabeza muy bombeado que se fue envenenando hacia la portería nigeriana. Jonathan tuvo que estirarse para poder atajar la pelota (59’). El cansancio iba haciendo mella y Alemania empezaba a bajar la pelota para mantener el control del partido. Helen Okanu intentó un disparo lejano que Schult detuvo casi dentro de su portería (72’).

Pero Alemania deseaba el título y aprovechó los huecos defensivos para buscar el tanto de la tranquilidad con Marina Hegering (75’) y Svenja Huth (78’). El asedio continuó con una subida al ataque de Tabea Kemme, que no dudó en disparar desde fuera del área (81’), y un remate al palo de Popp en un saque de esquina (83’). Nigeria respondió de nuevo con Okanu de libre directo (85’), que la arquera despejó a córner. El marcador parecía inamovible pese a los 37 disparos a puerta. Pero sobre el tiempo cumplido, llegó la algarabía y la fiesta para toda la afición. Kim Kulig remató de cabeza un córner al segundo palo, que rebotó en la madera y en Osinachi Ohalepara introducirse en la portería (2-0, 90’+2).

Seis años después de su primer título en Tailandia 2004, Alemania vuelve a levantar el trofeo de campeonas de una Copa Mundial Femenina Sub-20 de la FIFA igualando con EEUU en el global de campeonatos conseguidos. Mientras Nigeria consigue un subcampeonato por primera vez en sus seis participaciones en los torneos de la categoría.