Campeonato Mundial Juvenil de la FIFA Australia 1993

Campeonato Mundial Juvenil de la FIFA Australia 1993

5 marzo - 20 marzo

;

Australia 1993: La tripleta de los brasileños

FIFA World Youth Championship Australia 1993
© Others

El campeón

Al ganar su tercer título, después de los obtenidos en 1983 y 1985, Brasil estableció un récord de victorias en el Campeonato Mundial Juvenil de la FIFA. El trofeo regresó a Sudamérica, cosa que no ocurría desde 1985. Los auriverdes demostraron su autoridad a lo largo de todo el torneo. Un primer empate ante Arabia Saudí, una inapelable victoria contra México y un triunfo fácil frente a Noruega sirvieron para que la "Seleção" se plantara en cuartos de final. Allí, frente a Estados Unidos, deslumbró con el trío ofensivo Adriano-Marcelinho-Gian, que funcionó a las mil maravillas. En la semifinal celebrada en Melbourne, esperó a que los anfitriones australianos perdieran su fuelle para rematarlos al final del partido (2-0). La final contra Ghana, un partido muy abierto, demostró que los jóvenes brasileños también tenían garra. En desventaja desde el principio del encuentro, los sudamericanos se afanaron por empatar en la segunda parte y por zanjar el partido al filo del tiempo reglamentado (2-1). Fue una victoria merecida para el equipo más completo de la competición.

Las sorpresas

La verdadera sorpresa del torneo fue la de ver en semifinales a cuatro selecciones de cuatro continentes distintos, algo que sólo había acontecido una vez hasta la fecha, en 1989. Australia, Brasil, Ghana e Inglaterra conformaron así el cuadro finalista y ofrecieron partidos muy abiertos. Las diferencias en los estilos de juego dieron lugar a confrontaciones apasionantes y muy reñidas, como la final, que para muchos observadores resultó ser uno de los combates más bellos que ha vivido la FIFA.

La selección de Ghana, segundo equipo africano en alcanzar la final de esta competición, después de Nigeria en 1989, superó todas las etapas proponiendo un juego a la vez técnico e inspirado, cuya característica más marcada era el incesante cambio de ritmo. Pero se podría pensar que la sorpresa sólo lo fue a medias, pues los "satélites negros" ya habían ganado el Campeonato Mundial Sub-17 de la FIFA dos años antes, con nueve de los 22 jugadores que acudieron a Australia.

El mejor jugador del torneo

El Brasil de esta competición era ante todo un bloque muy homogéneo. No obstante, el maestro indiscutible del conjunto era Adriano. Este jugador, fichado por el Neuchatel Xamax ya antes del inicio de la contienda, era un electrón libre. Sin ser exactamente un director de juego ni un ariete, su influencia no cesó de crecer dentro del grupo. Gran goleador y centrador, su impecable técnica y su visión de juego constituyeron un ingrediente esencial de la formación auriverde. Al marcar el segundo tanto en cuartos de final contra Estados Unidos, propulsó a los suyos hacia la victoria. Asimismo, desbloqueó la situación en la semifinal, sirviendo en bandeja un balón de gol a Marcelinho. Tras una corta estancia en Europa, Adriano regresó a Brasil, donde jugó en el Juventude, el Botafogo, el América de Sao Paulo y luego en el Sao Paulo FC.

Los más destacados

Kevin Muscat (AUS), Adriano (BRA), Dida (BRA), Marcelinho (BRA), Marc-Vivien Foe (CMR), Rigobert Song (CMR), Nick Barmby (ENG), Dietmar Hamann (GER), Carsten Jancker (GER), Carsten Ramelow (GER), Vladimir Bestchasnij (RUS), Fabian O'Neil (URU)...

Australia 1993 en cifras:

Posiciones:

  1. Brasil

  2. Ghana

  3. Inglaterra

  4. Australia

Goles marcados:
82 (media: 2,56)

Mejor ataque:
Brasil y Ghana, 11 goles

Botas de Oro, de Plata y de Bronce:

  1. Henry Zambrano (COL), Vicente Nieto (MÉX), Chris Faklaris (EUA), 3 goles

Sedes:
Adelaida, Brisbane, Canberra, Melbourne, Sydney

Espectadores:
478,003 (final: 40,015)

Media de espectadores:
14,938

Las marcas del torneo:

Brasil fue la primera selección en ganar tres títulos del Campeonato Mundial Juvenil de la FIFA.

;

Fase de eliminatorias

;

Todas las Copas Mundiales Sub-20 de la FIFA