Cuando Argentina y Portugal cruzan espadas en la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA, una de las dos selecciones acaba proclamándose campeona del mundo. Al menos eso es lo que ha sucedido hasta ahora. El encuentro que el sábado disputarán en Cartagena será su tercer enfrentamiento mutuo en una prueba reina de esta categoría. El equipo portugués es el único que ostenta un balance pleno de victorias en sus dos partidos contra el hexacampeón sub-20 del mundo.

La escuadra lusa festejó su primera victoria sobre la Albiceleste en 1991, fecha en que el equipo en torno al joven Luis Figo avasalló por 3-0 al coloso sudamericano. Los argentinos tienen muy malos recuerdos de aquel partido contra el posterior campeón del certamen, pues tres de sus jugadores vieron la cartulina roja.

Cuatro años más tarde, Dani dio la victoria por 1-0 a Portugal con su gol en el duelo de grupo entablado en Doha. También entonces uno de los dos equipos se proclamó campeón universal, pero esa vez fue Argentina.

El partido
Portugal-Argentina, Cartagena, sábado 13 de agosto, 17:00 (hora local)

El contexto
Portugal se ha mostrado en el torneo como un equipo minimalista pero eficaz. Solo tres goles le han bastado para meterse en cuartos. De los ocho equipos restantes, el conjunto luso es el que menos tantos ha inscrito: salvo en su estreno en el torneo, ha ganado todos sus encuentros por 1-0. Como comparación, cabe señalar que Nigeria ha marcado 13, es decir, más de cuatro veces más. El delantero más prolífico de Portugal ha resultado ser Nelson Oliverira. Con sus dos dianas, el atacante del Pacos Ferreira ha sido uno de los principales artífices del progreso de sus compatriotas. El otro tanto lo metió el defensa Mario Rui, que al igual que el delantero Alex se perderá el choque de cuartos contra Argentina por acumulación de tarjetas amarillas.

La marcha de los argentinos en el certamen ha sido más lucida. La Albiceleste encabezó su grupo con siete puntos, desplegando en ocasiones un futbol muy vistoso. En Colombia ha destacado sobre todo el director de juego Erik Lamela, que en el compromiso de octavos contra Egipto firmó además dos veces su nombre en la lista de goleadores. Su presencia en la siguiente contienda se ha visto seriamente comprometida, sin embargo, pues tuvo que abandonar el partido contra los africanos en el minuto 83 por una lesión; pronto sabremos si puede jugar contra los portugueses.

Quien definitivamente no estará en esa lid es el defensa Adrián Martínez, por acumulación de cartulinas amarillas. En cambio, Roberto Pereyra regresará a la lista de convocados tras cumplir su encuentro de sanción por el mismo motivo.

Números que hablan
405: El cero no sobra y la cifra es un fiel reflejo del desempeño de Portugal en este certamen. Su guardameta Mika es el único de los que han acudido a Colombia que aún no ha tenido que ir a buscar el balón al fondo de sus mallas. Teniendo en cuenta las citas mundialistas anteriores, los portugueses llevan 405 minutos sin conceder ningún gol en una Copa Mundial Sub-20 de la FIFA. El último gol que encajaron se lo anotó el chileno Arturo Vidal en el triunfo por 1-0 de Chile en Canadá 2007.

Las frases
"Respeto mucho a Argentina, pero no tememos a nadie en este torneo. Estamos listos para pasar el corte y seguir jugando. Pero para eso tenemos que mejorar y corregir nuestros errores", Ilidio Vale, seleccionador de Portugal.

"Cada partido tiene su propia historia. Aún no he estudiado a Portugal, pero tenemos suficiente material sobre ellos y estaremos bien preparados", Walter Perazzo, seleccionador de Argentina.