La selección de Uruguay se despidió de la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA al ser derrotada 1-0 por su similar de Camerún. El encuentro, disputado el 5 de agosto en Bogotá, se definió con un tanto de Emmanuel Mbongo en la primera mitad.

Los africanos, que avanzan a octavos de final en la segunda colocación, aprovecharon su momento de lucidez en un primer tiempo opaco para marcar la diferencia y quedarse con los tres puntos. El conjunto de Juan Verzeri no logró afirmarse en el campo y careció de ideas para nutrir a sus dos delanteros, Adrián Luna y Federico Rodríguez. Eso, sumado a la imposibilidad de combinar jugadas elaboradas por parte de Camerún, entregó unos primeros 20 minutos sin ningún tipo de aproximación a los arcos.

Pero el equipo de Martin Ndtoungou reaccionó y puso a los sudamericanos en jaque: Franck Ohandza desperdició una buena situación al rematar mordido en un buen ingreso al área de Salvador Ichazo, pero Emmanuel Mbongo sería más preciso: un buen toque suyo tras un gran centro de Christ Mbondi abrió el marcador (0-1, 28’).

La ventaja tranquilizó a los cameruneses, que casi amplían la diferencia en una jugada accidentada que incluyó un choque entre Ichazo y Leandro Cabrera, que Ohandza no pudo aprovechar por poco. La primera parte, sin embargo, se fue con dos situaciones para Uruguay que, herido en su amor propio, apostó a un remate lejano de Diego Polenta -desviado en un defensa- y un rebote capturado por Federico Rodríguez bien salvado por Jean Efala.

Sin respuestas
Juan Verzeri pateó el tablero y realizó dos modificaciones en el descanso: César Texeira y Matías Vecino en lugar de Camilo Mayada y Federico Rodríguez. Nada cambió: la Celeste, que vistió de blanco, tuvo enormes dificultades para generar juego asociado y quebrar a la numerosa defensa camerunesa.

De hecho, las mejores situaciones de esa segunda parte fueron para los africanos, y casi siempre en los pies de Franck Ohandza. El número 9 remató cruzado y afuera luego de una pifia de Guillermo de los Santos y exigió a Ichazo con otro disparo franco desde afuera del área. Antes, el portero uruguayo se había lucido ante un buen intento de Christ Mbondi.

¿Los sudamericanos? Apenas dispusieron de un buen disparo de Texeira, salvado por Jean Efala, un centro pasado de Adrián Luna que Pablo Cepellini no pudo conectar y un nuevo remate de Texeira que se perdió increíblemete fuera. Demasiado poco para un equipo que, sorpresivamente, se marcha del certamen sin triunfos.

El próximo 9 de agosto, en Pereira, Camerún comenzará a desandar la etapa definitoria del torneo cuando enfrente a México por octavos de final.