Alemania cerró la fase de grupos de la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA Nueva Zelanda 2015 con puntaje perfecto luego de vencer a Honduras en el último juego de la primera etapa. El partido, válido por el Grupo F de la competición, se jugó el 7 de junio en Christchurch.

En una primera mitad vistosa y de mucho esfuerzo físico, Alemania encontró las redes en su primera aproximación. Carlos Moncada le hizo una falta a Levin Öztunali en el área y Marc Stendera metió el tiro penal (0-1, 2’).

A Honduras sólo le quedó recuperarse del golpe anímico inicial. A tal velocidad fue su reacción que Kevin López le puso a Bryan Róchez un centro preciso que el ariete hondureño remató de cabeza al poste y luego la pelota fue a dar a la espalda del arquero Marvin Schwäbe para finalmente entrar a la portería (1-1, 19’).

Sinfonía de goles
Alemania cerraría la primera mitad con ventaja. Stendera hizo un pase de alta manufactura a Julian Brandt, quien quedó solo frente al portero y no desaprovechó la oportunidad para volver a poner arriba a su equipo (1-2, 30’).

En el complemento, los alemanes aumentarían la diferencia en el marcador en tres ocasiones. Primero Hany Mukhtar de tiro libre (1-3, 50’). Poco después, Grischa Prömel aprovechó un descuido defensivo (1-4, 62’). Y, finalmente, el capitán Kevin Akpoguma redondeó el marcador con un remate de cabeza en tiro de esquina (1-5, 81').

Alemania jugará los octavos de final el 11 de junio en Christchurch.