Frank Farina, seleccionador de Fiyi:
“Estoy encantado con nuestra actuación. No perdimos la disciplina ni la posición en la cancha y eso es importante. Alemania tardó 14 o 15 minutos en abrir el marcador. Ellos tenían la posesión pero no nos hacían daño. Jugar contra Alemania supone un nuevo nivel para mis jugadores. Sabíamos que sería un partido difícil. Mi equipo ha mejorado mucho en la segunda mitad. Los chicos no estaban nerviosos, porque no sabían qué les esperaba, pero sí que estaban muy ilusionados. Tenían muchas ganas de saltar al escenario internacional. Seguro que siempre recordarán el hecho de haber jugado contra Alemania. Sin duda, la curva de aprendizaje y la experiencia recabada en este choque son fantásticas. Fiyi ha ofrecido 92 minutos de buen fútbol. Siempre habrá algún error que otro, pero no pasa nada mientras se esfuercen al máximo”.

Frank Wormuth, seleccionador de Alemania:
“Estamos satisfechos con el resultado, especialmente en la primera parte. Nos llevó tiempo entrar en el partido, pero el primer gol nos ayudó a hacerlo. Fiyi nos sorprendió con su presión en la reanudación, y prueba de ello es el gol que nos marcaron. La conclusión que sacamos del duelo de hoy es que todavía podemos mejorar nuestro juego en las segundas partes. Ganamos confianza en los primeros 45 minutos, pero Fiyi fue creciendo cada vez más en la segunda mitad y nos presionó”.