Día Mundial contra la trata de personas

Una responsabilidad de todos    

Children train during a FIFA Grassroots schools program, on January 17, 2019 in Dakar, Senegal
© FIFA via Getty Images
  • Hoy se celebra del Día Mundial de la ONU contra la Trata de Personas
  • La FIFA puso en marcha el programa FIFA Guardians en julio de 2019
  • El objetivo es adoptar medidas más enérgicas para la salvaguardia de la infancia en el fútbol

La trata de personas es un delito que consiste en explotar a mujeres, niños y hombres con el fin de obtener un beneficio económico, entre otros propósitos. Todos los países sufren la lacra del tráfico de seres humanos, ya sea como lugar de origen, tránsito o destino de las víctimas. Delincuentes de todo el mundo continúan incurriendo en prácticas de trata de mujeres y chicas con fines de explotación sexual y trabajo forzado. A su vez, los conflictos no hacen sino exacerbar la vulnerabilidad de las víctimas, mientras que diferentes grupos armados explotan a civiles y los traficantes colocan en su punto de mira a personas desplazadas que se han visto obligadas a dejar sus hogares.

El mundo del deporte, incluido el fútbol, tampoco está a salvo de este problema. Cada año, miles de jóvenes, sobre todo de África, Asia y Sudamérica, corren el riesgo de que quien busca explotarlos para lucrarse les venda el falso sueño de labrarse una carrera en Europa.

En septiembre de 2015, el mundo adoptó la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y se marcó objetivos globales encaminados a erradicar cualquier forma de violencia, abuso y explotación, incluida la trata de personas.

El 10 de julio de 2019, la FIFA puso en marcha el programa FIFA Guardians, una nueva iniciativa que busca ayudar a las federaciones miembro de la FIFA y a las confederaciones de todo el mundo y que establece medidas más enérgicas para salvaguardar a la infancia en el fútbol.

Son millones los niños que por todo el mundo practican el deporte del balompié, ya sea en competiciones organizadas o en simples partidos informales. Independientemente de su participación en el deporte, estos niños tienen en común el derecho de disfrutar del fútbol en un entorno seguro y en el marco de una cultura de respeto y entendimiento.

La herramienta en línea de la FIFA, que contiene directrices y materiales de apoyo, establece “cinco principios y cinco pasos” que se fundamentan en normas y buenas prácticas internacionalmente reconocidas en materia de salvaguardia de la infancia en todos los deportes. El programa FIFA Guardians parte de la premisa de que la responsabilidad de garantizar la seguridad de los niños nos corresponde “a todos”, con independencia del país del que procedamos o del papel que desempeñemos en el fútbol.

La protección de los menores es también uno de los pilares esenciales del Reglamento sobre el Estatuto y la Transferencia de Jugadores. En 2001, la FIFA adoptó reglas estrictas para combatir la explotación y el maltrato que sufren los jugadores jóvenes. La protección de los menores fue uno de los principios que se incluyeron en el acuerdo alcanzado por la FIFA, la UEFA y la Comisión Europea en marzo de 2021, y sigue constituyendo uno de los objetivos fundamentales del sistema de transferencias en el fútbol. El artículo 19 del Reglamento permite únicamente la transferencia internacional de jugadores de 18 o más años, si bien establece cinco excepciones. Entretanto, el artículo 19bis estipula explícitamente reglas aplicables al registro y provisión de información relativa a los menores pertenecientes a las categorías inferiores de los clubes.

FIFA Guardians

En cumplimiento de su función como órgano regulador mundial, la FIFA debe tener en cuenta las perspectivas de vida de todos los jugadores jóvenes; no solo las de los pocos que alcanzan la élite, sino las de la mayoría que nunca llega al más alto nivel profesional.

En otra muestra de su apuesta por reforzar su compromiso con la protección de los menores, la FIFA exigirá, en el marco de su nuevo régimen para agentes futbolísticos, que cualquier agente que desee representar a un menor obtenga una serie de autorizaciones y adquiera formación en materia de salvaguardia. Además, se pondrá a disposición del público un directorio en línea de agentes futbolísticos que contendrá una lista de todos los agentes con licencia que estén facultados para representar a menores.

En consonancia con su política de tolerancia cero frente a los abusos físicos, psicológicos y sexuales en todas las categorías del fútbol, la FIFA introdujo en septiembre de 2019 una serie de importantes actualizaciones en su Código de Ética con el fin de abarcar explícitamente las sanciones por acoso sexual, abuso y explotación. No en vano, la Comisión de Ética, un órgano independiente, impuso recientemente la pena más severa posible, que no es otra que la inhabilitación de por vida y una multa por valor de un millón de francos suizos, para castigar casos de abusos sexuales.

Documentos relacionados

Notas recomendadas